Mirar sin querer ver

La CONCIENCIA CRÍTICA es necesaria pero elegimos no ver ni enfrentarnos a la realidad. Preferimos mirar para otro lado o simplemente no involucrarnos y decir que no nos concierne o que no podemos hacer nada, y esa actitud justifica nuestra inmadurez e inconsciencia.

Todo esto tanto a nivel colectivo como a nivel personal.

Esto sucede porque nos sentimos separados del resto; el otro, nos afecta muy relativamente… enseguida se nos pasa. También nuestro sentimiento de impotencia o indignación casera no es efectiva.

Muchos no consideran sagrada la vida ni sienten que somos parte de la Madre Tierra. Como para muchos la muerte es algo tabú, que tiene una connotación nefasta y terrorífica, procuran no imaginarse el final que les aseguran es un castigo eterno o tener que volver a este planeta una y otra vez … dejan toda esa cuestión para el día en que vayan a dejar este mundo.

La vida en sí resulta más fácil de sobrellevar cuando incorporamos en nosotros la “muerte”, catalogándola como una transmigración del alma.

No hay nada que entender para vivir en paz; más bien se trata de ir hacia nuestro interior y abrazar nuestra Alma. Sentirla. Escucharla. Dejarnos guiar por nuestra Luz, que es Conciencia.

Todo lo demás se nos da por añadidura.

El personaje de mi misma.

La primera parte de mi vida duró 35 años; llevada por los instintos e impulsos del personaje que creía ser, transcurrió a trancas y barrancas, a golpes del oleaje al que estaba sometida… y que yomisma había creado desde mi ignorancia e inconsciencia.

Luego, 20 años más de duro aprendizaje, hasta que fui capaz de ver al personaje y su estupidez. No fue fácil admitir, al mirarme al espejo, que en eso me había convertido; en un ser estúpido y engreído. Mi malestar y descontento me delataba.

A partir de ahí, se trataba de deshacer y remontar la cuesta.

A partir de ahí, lamerme las heridas y tirar para adelante o quedarme en un rincón lamentándome de mi mala suerte.

Pero no, no se trataba de mala suerte. Entendí que yo había elegido; yo decidí el personaje… y tenía la libertad y posibilidad de cambiarlo.

Así que, a partir de ahí, deshice y remonté la cuesta. Y ya no busqué personaje nuevo sino que me vestí de mi misma. ¡Gloriosa decisión!

Me di cuenta que el Camino está dentro de uno mismo… yo, que anduve caminando toda la vida secundando caminos de otros…

Ahora, con muchos años más, sólo llevo conmigo mi aprendizaje, nada más. Quien me conoce lo sabe. Y eso es lo que comparto; la liberación del ego y cómo vivir desde el corazón.

Pobreza y Abundancia de espíritu.

angelEl miedo a actuar que padecen tantísimas personas, condicionadas por su poca auto-estima y por una equivocada valoración de sí mismas,  les hace poner toda su energía vital en complacer y agradar a los demás. Muchas veces, obligados a una amabilidad servil, que  esconde su frustración.

La sociedad misma  condiciona e impone limitaciones desde niños para que no seamos “originales”, para que no seamos nosotros mismos desde nuestra naturaleza y esencia. Desde un sistema educativo implacable para que no nos sintamos con derecho a ser felices e independientes por nosotros mismos.

Esto hace que al llegar a la pubertad ya se ha olvidado el  propósito de vida y muchos desconozcan su vocación y objetivo en la vida, más allá delo material. Los adultos se han encargado de manipular nuestra intención de vida y mantenernos en la inconsciencia de Ser.

Todo ello nos lleva a vivir en la POBREZA ESPIRITUAL. Desde el miedo somos manipulados para no sentirnos capaces de solucionar nuestros problemas.  La huida es aparentemente más fácil. Mantenemos una vida llena de conflictos sin atrevernos a enfrentarlos y solucionarlos. NOS DA MIEDO LO NUEVO. No confiamos en nuestra capacidad de solventar los problemas, en nuestra capacidad de elegir correctamente… y huimos de la responsabilidad con nosotros mismos de ser felices.

También existe una POBREZA MENTAL. Esa pobreza mental nos mantiene en la queja y en justificarnos continuamente.

El cansancio físico y mental, el desánimo, la pereza, la depresión; es pobreza.

El estado de inconsciencia, ignorancia, falta de voluntad y resistencia al cambio; es pobreza.

Tu rabia, angustia, miedos, inseguridad; te mantienen en la pobreza de espíritu.

Todo momento es bueno para pararnos y rehacer nuestra vida. La auto-realización se requiere. Es como la “puesta a punto” que se  debe hacer al coche antes de salir de viaje o necesario cada cierto tiempo. Nuestro “vehículo” también requiere de esa puesta apunto; rectificar, reponer, cambiar, limpiar, … para que todo el desgaste acumulado sea renovado y podamos seguir funcionando enteramente un tramo más de nuestra vida.

Viajamos hacia la ABUNDANCIA de nuestro Ser, deseamos alcanzar el gozo, la dicha y la Presencia de nuestro espíritu, independientemente de los bienes materiales que hayamos conseguido.

Lo que no se puede explicar

reiki mano luzEl entendimiento  de lo que está más allá de la mente no podemos captarlo desde la mente misma. Ella lo interpretará desde su capacidad y nivel de comprensión, limitando y empobreciendo la experiencia.

La mente razona, analiza y busca un porqué, sin embargo cuando nuestra percepción psíquica está abierta y preparada a recibir y sentir,  el nivel de Conciencia se acrecienta y se expande para vivenciar su naturaleza eterna.

Si la mente no está conectada con el conocimiento intuitivo. Si no tenemos abierto el sexto sentido de la percepción extrasensorial, no tendremos esa capacidad de entender lo que está más allá del lenguaje y la lógica.

El primer paso es salir del estado de inconsciencia. En segundo lugar,  tenemos que  desarrollar la claridad mental y poner la Mente  al servicio de nuestro Ser. Para enriquecer nuestro crecimiento humano tenemos que activar y expandir la Conciencia.

A través de ejercicios de yoga muy básicos y desde la meditación y concentración, alinearemos y desbloquearemos los centros energéticos (chakras) en nuestro cuerpo.  Conectaremos mente y corazón espiritual con las energías cósmicas. Reiki es una gran herramienta para afianzar estos primeros pasos.

Se trata de hacer un camino ascendente en el que nos vamos deshaciendo de patrones incoherentes, condicionantes y que distorsionan nuestra realidad de ser y hacer. En esta amplificación de la percepción estamos yendo hacia nuevas dimensiones de la Realidad.

Es desde la Conciencia que podemos hacer los cambios a todos los niveles de nuestro Ser. Es un trabajo de limpieza y reprogramación. Se trata de poner en marcha un nuevo sistema energético que acelere nuestra transición a un esquema evolucionado de Conciencia.

Conseguiremos estar libres de sufrimientos y conflictos. Estaremos libres de miedos e inseguridades.  Hallaremos la paz interior.

 

Las trampas de la mente

mujer lluvia paraguas3Resulta que los días que llueve o amenaza lluvia no sales de la casa. Te dan miedo los días encapotados, de nubes negras y el mojarte. Supongamos que vives en la inconsciencia y no sabes que existen los paraguas ni los chubasqueros, las botas de agua … así que, los días de lluvia, son días  en los que te encierras en casa y te lamentas de la desgracia de no poder salir y hacer todo lo que tienes que hacer …

Lo mismo ocurre para cualquier cosa que sentimos y creemos nos impide hacer o ser. Sin tomar consciencia de que existen herramientas, nuevos caminos o formas, para solucionar o mejorar lo que sea.

La mente, mientras no la pongamos a nuestro servicio, será nuestra peor enemiga creando siempre conflictos y fantasmas… no dejándonos la oportunidad al cambio. Impidiéndonos ver nuevas opciones. Justificando los miedos y las limitaciones que nosotros mismos nos creamos …

No nos quedemos detrás de los cristales viendo la lluvia. Vamos a salir fuera con un paraguas o inclusive vamos a salir fuera a sentir la lluvia y que nadie nos tenga que explicar de qué  se trata … esta es la mayor libertad y gesto de valentía que podemos hacer.

Vivir de ilusiones

hombre tocando el violinTenemos miedo a adentrarnos en la Realidad así que vivimos en la periferia de la vida y fuera de nuestro Centro… en un punto imaginario …

Tenemos miedo, vamos a reconocerlo, de PERDER.  Inclusive de perder las ilusiones que hemos puesto en este mundo para ser felices, algún día.

Tenemos miedos  y vivimos encogidos y tensos, sin querer reconocer la fragilidad de nuestras pequeñas verdades.

Esa postura ante la vida, -esa actitud tan poco madura-, nos mantiene en el sufrimiento y la vulnerabilidad emocional.

Pensamos que es mejor no  pensar. Mejor quedarnos en el vacío flotante de la inconsciencia. Mejor perdernos y deambular que reconocer que necesitamos ayuda. … no queremos abrir los ojos por si no pudiesemos soportar ver  nuestra propia imagen.

Vivir de ilusiones en un mundo irreal, sobre todo en esta burbuja fantaseosa del primer mundo, es perdernos la existencia tal cual es. Es resistirnos inconscientemente a vivenciar los “milagros” que el Universo tenía destinados para nosotros …

Hacerse ilusiones

chkras Centro Solar de PoderAhora mismo puedes sentirte profundamente desorientado o confundido y pides  ayuda.  En el mejor de los casos, tomarás consciencia de que tú solo no puedes solventar este problema existencial que estás padeciendo y que se traduce en ansiedad, insomnio, angustia, depresión, etc. y que o no sabes a qué achacarlo o lo ligas a algún problema externo. 

La crisis mundial que hace resquebrajar todos los sistemas de la sociedad y que hace aflorar la corrupción y codicia de todos los individuos que tienen algún poder terminará cuando -el pueblo llano- dejemos de hacernos ILUSIONES mirando sólo hacia afuera y decidamos dejar de vivir en la irrealidad del plano material. Busquemos las raíces de lo que nos afecta en nuestro interior.

La manera lineal y egoísta de pensar debe ser transformada porque desde una mente débil y estrecha pocas soluciones reales se pueden dilucidar.  Vivir instalado en un cerebro sin orden  ni propósito lleva al desconcierto emocional y a la miseria de espíritu.

Ahora toca incorporar en nuestra vida al Corazón e ir a su Centro. Desde allí podremos experimentar que la Realidad y la Verdad son otra cosa; cambiará y su multiplicará la percepción que tenemos de la vida y de nosotros mismos.

Recuperar nuestro Centro, elevará nuestra frecuencia vibratoria y Conciencia de Ser multidimensional.

Ahora mismo existe un enorme flujo de energía cósmica que está barriendo toda la energía densa que ha estado manteniendo este planeta y humanidad en la dualidad e inconsciencia de nuestra parte divina y eterna. Y esta energía está formando algo nuevo,  penetrando en los corazones de muchos para crear esta Conciencia que es la impulsora de la Nueva Era de Acuario del Amor Puro.