Seguir a un Maestro

DSC01715Siempre pedí fervorosamente a Dios poder sentir Su Presencia. He tenido que morir y renacer en esta vida para que Él me concediese esa Gracia.

De forma aparentemente fortuita el Maestro apareció en mi vida mucho después de que yo le estuviese buscando infructuosamente, inclusive en un viaje muy absurdo que hice yendo a Sudamérica, convencida que allí le encontraría.

Sin embargo, tiempo después, desde el primer momento en que le vi supe desde mi corazón que él era el maestro. Su energía de amor puro llegó a mi alma. Esto sucedió en noviembre de 2007. Mi relación con él ha sido siempre totalmente intuitiva. Más allá de los cinco sentidos mi corazón sintonizó con su energía espiritual.

Ya entonces yo era maestra de Reiki y trabajaba en la sanación energética. Mi experiencia en el campo de las energías me ayudó a entender de lo que él intentaba transmitirnos. Su discurso desde entonces se ha vuelto más accesible y él mismo nos ha llegado a confesar no hace mucho que cuando llegó a Occidente creía que en cuestión de tres a cinco años podría -por su conocimiento- llevarnos a un alto nivel de Conciencia pero al ir percatándose  de nuestra resistencia y rigidez mental, ahora nos habla de que necesitaremos por lo menos dieciocho años para conseguirlo si hacemos la práctica espiritual de forma regular.

Estoy hablando de Sri Swami Purohit, que ya es conocido por muchos en España. Gracias a él, mi camino se ha despejado y mi Conciencia se ha fortalecido. Swamiji es la imagen viva del padre amoroso y paciente que enseña desde el amor incondicional.

Todo lo que pertenece al mundo abstracto e invisible, él lo hace concreto y palpable. La energía cósmica que Swamiji transmite es totalmente real y benéfica al instante. Después de sus charlas, siempre aleccionadoras, él nos conecta con nuestro corazón.

Ha sabido adaptar sus tradiciones hindús y su mentalidad india a nuestra naturaleza occidental, introduciéndonos en el Yoga y la Meditación de forma magistral.  Escucharle recitar Mantras arrulla y aquieta nuestros sentidos y es un bálsamo para nuestra alma.

Seguir las enseñanzas de un Maestro acelera el despertar de la Conciencia. España y particularmente Granada, nos sentimos privilegiados de tenerle con nosotros.

 

 

 

 

Anuncios

Negar nuestra esencia

meditacion-5La negación de nuestra parte divina surge del alejamiento y  olvido de nuestro ser esencial. Y este hecho, con el paso del tiempo, ha creado una realidad exclusivamente material, donde no hacemos uso, por ejemplo, del conocimiento  intuitivo.

Las tradiciones e inclusive  las religiones han ido perdiendo también la fuerza de su razón de ser al diluirse su esencia,  llegando a las nuevas generaciones  rituales vacíos y meras costumbres consumistas sin mayor sentido. La palabra  ya no está viva; el mensaje ha dejado de motivarnos al no tener en sí mismo energía que impulse y nutra.

Cuando descubrimos el espacio sagrado que hay en nuestro corazón espiritual -el Alma- se enciende en nosotros el anhelo y la añoranza por acercarnos a nuestro espíritu; nuestra esencia eterna.

Es entonces, que nuestra Conciencia comienza a expandirse hacia otros Planos y dimensiones  de sí misma para reafirmarse en lo que “ya sabe”.

Esto  no tienen sentido para muchos pero sí para quienes ya hayan experimentado y descubierto estos otros campos de posibilidades a nivel externo e interno.

La vida no es circunstancial.  Tanto tu como yo tenemos un destino y hemos nacido dentro de un plan y orden divino. Negar o resistirnos a conocernos a nosotros mismos es lo que nos crea frustración, infelicidad,  conflicto y sufrimiento. Así de sencilla es la respuesta.

Deja la mente a un lado. No es con la Mente que podemos llegar a la comprensión de lo que se concibe por encima de ella.  Conectar con la energía cósmica nos ayudará a trascenderla.

RENOVAR la mente es la clave. Dejar viejos conceptos y creencias que nos limitan.

 

 

 

REIKI y la maestría sobre ti mismo.

chakras18La energía del Amor Incondicional está en ti y  en todo.

La energía sanadora del Amor Incondicional está en ti y en todo.

La energía cósmica del Amor Puro Incondicional está en ti y en todo.

REIKI, fusiona la energía vital de todo lo vivo con la energía cósmica.  REIKI no solo se utiliza en casos puntuales para aliviar enfermedades sino también para aprender a vaciarnos de todo lo inútil y llegar a ser Canal de conexión con el Cosmos. Alcanzar el encuentro con la Fuente de Verdad que está en nuestro interior (el Conocimiento Intuitivo).

El ejercicio de alineación de los chakras que REIKI te enseña,  te inicia para que puedas abrir las puertas hacia tu  universo interior.

Si lo practicas todos los días,sin esfuerzo te deshaces de las tensiones acumuladas y de los bloqueos emocionales.

Recuperar el estado de inocencia es volver a conectarte con la Naturaleza y sus Leyes.

Volver a sentir entusiasmo es descubrir el sentido de vivir, desde la armonía y la aceptación.

 

 

 

La sanación por la Fe

chakras 4Nuestros pensamientos son energía y tienen  la fuerza de materializarse. En Reiki utilizamos  el Poder de la intención, para centrarnos como Canal de la Energía Universal del Amor Incondicional. Para ello debemos salir de la mente; para que el pensamiento sea puro y esté cargado de una determinación y voluntad clara,  libre de deseos propios.

Encasillar Reiki como terapia es limitar sus beneficios al nivel físico, cumpliendo el objetivo de  relajar y equilibrar los centros energéticos. Pero Reiki es mucho más … Reiki es  un término para nombrar una Energía cósmica sanadora que funciona por encima de toda lógica y se escapa a la comprensión de la Ciencia médica.

Llamamos Reiki  al Sistema por el que nos convertimos en Canal de la Energía del Amor Incondicional. Pero esa Energía Superior sanadora es la misma que utilizan todos los demás Sistemas sanadores naturales, le llamemos como le llamemos al método. Estamos hablando de la misma Energía que utilizaba Jesucristo para sanar y que se manifestaba a través de la Fe.

Desde la FE hay sanación; la FE es  confianza absoluta. Se consigue la sanación a través de la FE porque ella disuelve toda resistencia y hace posible deshacer todo nudo o bloqueo energético que creaba la enfermedad; el desequilibrio energético.

Mezclado sutilmente a nuestro deseo por ayudar a los demás,  también está el afán de nuestro ego por sentirse útil y protagonista. Cuidado con utilizar la sanación para reforzar nuestra  importancia; adoptando  un papel de protagonista cuando sólo debíamos ser ‘canal’ de la energía sanadora universal.

Es desde la FE que se produce la sanación. Desde la transmisión de una energía de Amor Puro capaz de impulsar la auto-sanación y de la que el ‘dador de Reiki’ es sólo un instrumento.

 

Muchas personas tienen un gran deseo de ayudar a los demás. Sienten que ‘deben’ ayudar a los demás. Pero el DESEO es una mezcla de sentimientos y energías, donde se proyectan  también el miedo, la ansiedad y la inseguridad.

Cuando queriendo hacer el bien, damos Reiki a una persona enferma, si dirigimos la energía desde la mente, estamos mandando nuestros pensamientos cargados de ‘buenos deseos’: pero estamos dando de nuestra propia energía vital.

La iniciación al Reiki

velas filaLa vela necesita de una llama para ser encendida.  Entendiendo que somos energía y que la energía espiritual es la llama  divina del ser humano,  de igual forma se necesita de un maestro para que inicie a otra persona en el Camino Espiritual.

Todos los caminos espirituales llevan a la Fuente de la Verdad; las formas para llegar no es lo importante sino la intención, que debe ser pura  y los valores que se ejerciten en ello, como la constancia, la paciencia, la devoción…

¿Por qué hace falta un maestro? Cuando se comienza el trabajo del despertar de la Conciencia se experimentan todas las dificultades y trampas de la mente; desde el egoísmo hasta la vanidad. Al comenzar la práctica de la introspección nos hacemos conscientes de nuestras limitaciones y debilidades y eso nos produce consternación y miedo de seguir adelante.

Lograr  la victoria sobre nuestro ego, es el primer gran paso para despejar el Camino que nos lleva más allá de la mente. Reiki nos conecta con nuestro maestro interior al pasar por todo un proceso de purificación mental y emocional.

Ya desde la primera iniciación, se enseña el ejercicio de auto-sanación para alinear los chakras y conectar con el corazón espiritual.

¿Qué es la iniciación? Existe una transmisión de energía cósmica de orden superior a la energía vital que tiene un ser humano normal y que posibilita una apertura de Conciencia. Esta transmisión de energía la realiza un maestro que a su vez la recibió de otro maestro y así hacia atrás en una cadena de transmisión hasta el mismísimo Mikao Usui que la recibió como revelación divina …

Una persona iniciada en el REIKI  está construyendo un Camino Espiritual guiada y protegida por su Alma. La persona iniciada es unida, como un eslabón más, a esa cadena/canal por donde fluye la Energía Cósmica. Quedando así fortalecidas sus cualidades innatas y haciendo que fluya con libertad su ser esencial. La persona, siguiendo el proceso de superación, consigue trascender  el plano material y tiene acceso a planos y dimensiones superiores.

Reiki es la Energía del Amor Puro Incondicional. Una vez uno se siente fusionado a esta energía, se sabe unido al Todo y se siente al servicio de los demás y al Bien común.

Transmisión de energía sanadora

reiki manos luzCon  REIKI se inicia un proceso de transformación que nos ayuda a sanar las relaciones, liberarnos del sufrimiento y cargas inútiles, despertar la Conciencia y evolucionar como ser humano. REIKI es la energía sanadora del Amor. REIKI es el Camino para la sanación emocional y la herramienta eficaz para la reconexión con nuestro ser esencial. REIKI equilibra los centros energéticos, los purifica, los alinea y los abre para que absorban la energía cósmica que nos proporciona energía vital de vida.

Un practicante REIKI es el que se sintoniza conscientemente a la fuerza universal y se deja guiar por su sabiduría intuitiva y divina.

Somos  mayormente ENERGÍA:  Tenemos la  energía heredada, también la que recibimos a través de la respiración, la que nos llega por lo que comemos y además, la energía que conscientemente potenciamos en nosotros, por ejemplo, gracias al REIKI, al yoga, Tai Chi, Chi Kun, etc.

Es la ENERGÍA VITAL la que alimenta nuestro cuerpo físico, mental y espiritual. Y nuestra calidad de vida, en todos los sentidos, tiene que ver principalmente con nuestra capacidad de generar y almacenar energía. Nuestra salud integral tiene que ver con el fluir libre de la energía vital encargada de energizar, equilibrar, desbloquear y purificar todos nuestros centros energéticos y el aura.

Primer nivel.- Cuando tenemos la gran oportunidad de iniciarnos en el REIKI, estamos recibiendo una transmisión de energía superior que reestructura la energía de nuestros chakras. Y con la práctica habitual de sus ejercicios de auto-tratamiento (auto-sanación) lo que hacemos, por un lado, es prevenir enfermedades y, por otro, estamos desarrollando nuestra capacidad de intuición y percepción.

En las tres  ceremonias de iniciación, se graban los símbolos sagrados en el aura  del alumno. Todo ello teniendo muy presente que esta energía es la Energía del Amor Incondicional, la más poderosa, para lograr la transformación de uno mismo a niveles físicos, emocionales y espirituales.

REIKI nos permite ser canales de la Energía del Amor Incondicional, para ello trabajamos primero en nosotros mismos con la intención de purificar nuestro Ego. Nuestras vidas, de manera firme pero sutil pero también de forma insospechada, van sufriendo cambios en todos los niveles.

Segundo nivel .- Ahora vamos adquiriendo un compromiso con nosotros mismos mucho más profundo. Nuestra intuición y percepción es mayor, también nuestra comprensión y alcance de las cosas. Aquí se introduce la enseñanza de los tres primeros símbolos y la comprobación por parte del maestro del aprendizaje correcto. Este segundo nivel sirve para manejar las energías también a distancia utilizando el símbolo mental/emocional. Teniendo ya la capacidad de potenciar la energía y de dirigirla.

Tercer nivel.-  Incluye un símbolo más y una transferencia nueva de energía, dando al alumno la oportunidad de participar en un proceso profundamente sagrado. De forma ya permanente, el alumno ha entrado en el despertar de la Conciencia, no hay vuelta atrás. La energía seguirá su propio proceso en cada persona  hacia la celebración de la totalidad del ser.

Con el nivel III la enseñanza queda completa,  al enseñar el símbolo de la maestría que nos conecta con nuestro cuerpo espiritual. La capacidad de canalización aumenta, se modifican patrones internos y se producen sanaciones a nivel espiritual.

Se trata de haber alcanzado una graduación en el aprendizaje de la vida y ahora nos damos cuenta de que no se trataba tanto de aprender sino de recordar, poner al día, sincronizarse… regular la sintonía… Esto nos da el tercer nivel porque es el nivel del maestro interior.  Pensar y sentir no se puede hacer bien al mismo tiempo.

El conocimiento intuitivo y la mente racional

mujer meditacion playa  La mente racional guarda la información, aprende la técnica y memoriza la  teoría sin ir más allá. Se trata de esa  parte de la  mente  que  sólo cree en lo  que sus ojos ven.

Pero sólo esta función de la mente no basta; tenemos la capacidad para aprender a pensar y a discernir. Al pensar por nosotros mismos, ideamos nuevos pensamientos, somos creativos, investigamos, reflexionamos y somos capaces de tomar decisiones con claridad y firmeza. Nos construimos como seres independientes y libres: desarrollamos nuestro potencial  mental que se asienta en el conocimiento intuitivo.

La evolución se origina en la mente superior. La evolución no es un mecanismo que produce un ascenso de forma mágica o casual; es un proceso de maduración interior que despierta una energía de atracción en nosotros, que nos “aspira” -y nos hace aspirar, por encima de lo que la mente racional pueda resistirse a ello- a entrar en un Camino evolutivo del Ser.

Esta energía que interviene en nosotros,  viene de la Conciencia Superior, y despierta nuestra Conciencia individual. Y es esa energía cósmica la que nos moviliza, dinamiza y la que penetra en nuestra “voluntad” para redirigirla hacia una nueva realidad del Ser.

Este trabajo evolutivo va creando una transformación a todos los niveles de nuestro ser. Físicamente  produce sensación de  liviandad y bienestar. A nivel mental, una mayor capacitación de poseer una conciencia más clara, mayor concentración, armonía y seguridad en sí mismo. A nivel emocional, sentimientos más elevados de amor por sí mismo y por los demás.

Este despertar de la Conciencia, sólo sucede y se alcanza, cuando el Yo deja de poner resistencias y se entrega y se abre a la realidad de Ser.

(del curso “Entrenamiento para la Nueva Conciencia”)