Lo inexplicable

manos y luzLlamamos magia  a las cosas increíbles y extraordinarias que ocurren y que consideramos fuera de lo ‘normal’. La magia se manifiesta  más allá de la Lógica y la Razón   y el Universo la pone a disposición de todo el mundo. Pero hay requisitos para que nos beneficiemos de ella :

  1.  Ser valiente (Haberse deshecho de todos los miedos).
  2.  Tener una gran vida  (Confiar en las Fuerzas Superiores).
  3.  Ser sencillo (Corazón alegre y agradecido).
  4.  Tener Luz espiritual (hacer alguna práctica que genere  Prana)
  5.  Activar el Alma (llevar los cinco sentidos al interior para crear intuición)

Cuando la mente es clara y es capaz de mantener una atención plena en la vida cotidiana  de forma estable, la vida se convierte en una celebración y el Universo protege tus intereses… dependiendo del grado, hay quien lo llama suerte, casualidad,  magia o milagro … pero está en la capacidad del ser humano el crear o atraer esas energías cósmicas que nos elevan a dimensiones o Planos donde lo que es increíble para nuestra mente, sencillamente sucede.

 

Los 5 sentidos y la intuición

ser de luz 3Funcionamos por debajo de nuestras facultades naturales y nos hemos acomodado a ello sin tener aspiración a más.  Todo ello por culpa de tener reprimidos nuestros cinco sentidos: Nos falta visión. La escucha es débil. El sentido del tacto poco utilizado. Perdido el del gusto y el olfato dañado o atrofiado.

Este panorama desolador sobre nuestros sentidos significa que la percepción de nosotros mismos y del mundo exterior es limitada y parcial. Que nuestra capacidad receptiva de la Realidad  es incompleta y distorsionada.

Debemos saber que la finalidad del desarrollo de  la percepción total de los cinco sentidos es despertar nuestra facultad intuitiva la que, sin necesidad del proceso de razonamiento, nos llevará directamente al Saber y la Verdad.

La INTUICIÓN nos amplificará sin límites todos nuestros sentidos además de abrirnos las puertas hacia los portales dimensionales de nuestro Ser.

La práctica de la Meditación, el REIKI y otras técnicas parecidas son recomendables y tienen beneficio si se practican con regularidad.

 

 

 

Estrés y ansiedad

meditacion15Si nos  sentamos a meditar por primera vez deseosos por obtener resultados inmediatos o llevamos intentándolo de forma casi obsesiva por largo tiempo  sólo conseguiremos  sentir ansiedad y  frustración… De igual forma, cuando buscamos la solución a un problema desde la ofuscación, resulta improbable hallar una respuesta lúcida.

El cerebro de una persona corriente,   está habitualmente en un estado crónico de estrés, el cual sólo sería lógico en una situación  muy amenazante. Pero hoy en día esto es común hasta en los niños y ya nos hemos adaptado a ese estilo de vida estresante como algo normal.

Dicen que sólo tres centímetros del material del ADN está activo y éste nos aporta una información escasa, justo para sobrevivir.  No existe la menor habilidad para la auto-sanación. Es por eso,  que las prácticas que realizan las personas con deseos de incrementar su Conciencia y sentir la tan deseada paz interior,  precisan de tanto esfuerzo y consiguen un lentísimo resultado; la energía que utilizan proviene principalmente de la mente…

¿Qué quiero decir con esto?  Todo lo que concierne al ser humano tiene que ver con la energía vital de la que está compuesto y la energía cósmica que lo nutre, pero hemos trazado una línea divisoria entre el cuerpo físico, mente y espíritu. Nos hemos olvidado de desarrollar nuestro cuerpo mental-emocional y de nutrir nuestro cuerpo espiritual.

Mientras nos domine la mente-inferior (Ego) no conseguiremos SALIR de su espacio. Estaremos atrapados en la Ley de causa-efecto-reacción, que es el campo del sufrimiento.

La mente hay que desarrollarla -y con su ayuda-  trascenderla.  Se trata de ponerla a nuestro servicio, alcanzando  la comprensión de la vida en su totalidad y nuestra participación consciente.

Sólo desde la quietud de la mente podremos armonizar nuestro interior y escuchar la voz de la intuición; nuestra Conciencia.

El estrés y la ansiedad surgen  de una mente débil que se siente amenazada. Aumenta pues  tu capacidad de trascender la mente que crea esos miedos infundados. Fortalece tu mente-superior que es la que enriquece tu intuición y te proporciona la seguridad y confianza en ti mismo.

Enriquece tu mente con pensamientos positivos, desde la Conciencia de tu Ser. Entonces sí podrás sentarte en quietud a unirte a tu espíritu.

Sé dueño de tu vida y forja con firmeza quien eres.

 

 

 

 

Tendría sentido decir que la transformación espiritual tiene que ser anclada en el nivel físico y que éste se ve tan denso debido a que incluye a todos los demás niveles.

Dos naturalezas: instintiva e intuitiva

meditarNuestra naturaleza intuitiva nos ayuda a purificar nuestros pensamientos y emociones. Nos nutre espiritualmente y expande nuestra Conciencia.

Poseemos un sexto sentido: la intuición.  Esta facultad imaginativa  se desarrolla en el Tercer Ojo y tiene voz propia; la del Alma.

El  visionar se abre desde el centro energético del entrecejo.  La práctica de la meditación hace posible la visión interior de nuestras múltiples dimensiones y nuestra conexión con el cosmos.

Otra facultad que podemos desarrollar es la de la escucha interior. Se hace preciso ESCUCHAR lo que nos dice el corazón para mantener el equilibrio y armonía entre la Mente y el corazón espiritual . Saber que la raíz de la acción es la Quietud. Que es en el Silencio donde ‘escuchamos’ y nos mantenemos despiertos y atentos.

Nuestra naturaleza instintiva,  nos conecta con la vida y con la muerte. Crea y mantiene las correspondencias entre nuestro interior y el universo entero. Nuestro instinto está ligado al Yo profundo y a la espontaneidad creativa. Tiene la Fuerza para que protejamos nuestro espacio y nuestro cuerpo físico.

Los deseos de renovación y de evolución personal mantienen vivas nuestra naturaleza intuitiva e instintiva,  que es lo que nos da capacidad de gozar de las cosas tal cual son.

 

 

Los 5 sentidos y el sexto.

ser y auraLas situaciones y las circunstancias afectan a nuestros sentidos… ¡cuántas veces no queremos ver u oír! ¡cuántas veces cerramos nuestra garganta y no dejamos paso a la voz para expresarnos!
Poseemos cinco sentidos  que precisamos para  relacionarnos con  el exterior. Según la claridad de los mismos nuestra captación a través de ellos estará o no distorsionada.  Estos sentidos nos llevan a conectar con  nuestra facultad interior de amplificar de manera ilimitada todo nuestro potencial humano.
:La vista –visión interior. Visualizar otros planos de nuestro ser.
El oído – audición interior. Escuchar la voz interior de nuestro Yo Superior.
El olfato – percibir  el aroma y fragancia de algo que está en otra dimensión.
El tacto – sentir  la energía, percibir el mundo invisible.
El gusto – paladear el sabor de algo que nos transporta en el tiempo…
Los sentidos INTERNOS nos ayudan a trascender el plano lineal de nuestra vida exterior y física. Cuando desplegamos y comenzamos a usar estos sentidos, nos dan el Poder de desarrollar todas nuestras capacidades; la intuición, la percepción extrasensorial, la clarividencia, la telepatía, la comprensión multidimensional, viajar desde el cuerpo astral…
Existe un SEXTO SENTIDO del que no hacemos uso y es la Intuición.
El sexto sentido es el desarrollo máximo de los otros cinco. Se trata de ESCUCHAR la voz interior de la Conciencia. VER desde una visión profunda e ilimitada. PALPAR con una percepción muy amplificada energías sutiles. GUSTAR hasta la embriaguez del eter que existe en la Naturaleza. OLER desde los aromas más exquisitos hasta “el miedo” que nos previene de los peligros.

El Mundo Imaginal

ser y universpEn el sufismo se le conoce como el Mundo Imaginal.  Entras en él al trascender la mente y te deja ver y sentir todo como si mirases a través de una lupa poderosa y como si tu piel y todos tus sentidos se potenciasen por mil.

Al oír música, la escuchas, te agrada, te alegra el ánimo. Cantas, bailas, te entretienes con ella y ya está. Pero en el Mundo Imaginal, además, tú mismo te conviertes en música. Eres los instrumentos. La escuchas desde “dentro” del sonido. Tu mismo eres el compás, el ritmo y la cadencia, eres la vibración de que se compone. Eres el espacio donde se deja oír la melodía y donde se esparcen las ondas. Eres tú, la armonía de sus notas. Y esa experiencia te hace sentir vivo. Te sabes VIVO en la inmensidad del instante en que se produce. Dure lo que dure. Eso no tiene importancia porque no existe el tiempo en el Mundo Imaginal. Sólo disfrutas el momento en el que está sucediendo: eres ese presente.

En el Mundo Imaginal sólo se experimenta, no existe el pensamiento. Es el “yo mental” el que se encarga de analizar, observar, tomar apuntes, juzgar, guardar información. Pero tu  Esencia; vive la experiencia en sí misma, conoce a través de experimentar, vi-ven-ciar.

Es el “yo” el que se preocupa ¿habrá más? ¿Qué pasará cuando termine? ¿Será esto producto de mi imaginación? Tu Esencia, vive el momento como algo único, nace y muere en cada acto que experimenta para volver a renacer más fuerte. Es el “yo” el que tiene miedo y programa para asegurarse que después, más tarde, -agarrándose al ilusorio tiempo- haya más cosas por hacer que le aseguren está viviendo.

Pero tu Esencia –tu espíritu-, simplemente deja que las cosas sucedan. Se aquieta y fluye, entonces los sentidos se abren y se adentra en el Mundo Imaginal donde no tiene cabida el Miedo ni lo Emocional. La Intuición llega y te desvela las alas que siempre has tenido pero que no sabías que estaban ¡Y es un disfrute moverlas! La Intuición te enseña a usarlas y te das cuenta que es fácil. Porque en el Mundo Imaginal todo es sencillo, maravilloso.

Aquí no hace falta cuidar de la imagen. No sé por qué pero ésta no tiene la menor importancia. Como no hay de qué presumir ni interesa engañar o impactar a nadie…, será por eso.

Aquí solo quieres abrirte y abandonarte al máximo;  FLUIR, dejar el yo para percibir el ser. Cuanto más te abandonas más percibes, más afloran tus capacidades… Cuanto menos MIEDO a perder el control tenga el yo, más se adentra uno en el Mundo Imaginal.  Más se diluye uno y deja el cuerpo físico atrás… y sobre todo, la mente.

La mente deja de ser la protagonista; ya no piensas quién quieres ser, simplemente ERES. Y ni eso. No hay palabras. Aquí las palabras no sirven para nada.

¡Dios mío! ¡Qué insignificante y qué minúsculo queda el mundo material! Desde el Mundo Imaginal todo lo físico y las cosas que pertenecen al yo, y todo lo material, dejan de tener la más mínima importancia. Ni siquiera el amor. Porque en el Mundo Imaginal eres ya parte de un Todo. Eres parte del Amor Incondicional que conforma el Universo. No existes individualmente, no existen los sentimientos, las emociones. Sólo el gozo de la Plenitud.

 

Ejercicio para activar los chakras

chakras luminososNuestro cuerpo astral es el más vital y poderoso de nuestros cuerpos; además del físico, mental y emocional, pero es el último en desarrollarse.

En nuestro proceso de crecimiento espiritual, primeramente tenemos que desbloquear y activar  los chakras en cierto orden:  5 – 3 – 2 (garganta – plexo solar – sacro).

Una vez estén abiertos y activados lograremos enviar energía más refinada a los demás chakras, y es entonces cuando podremos comenzar a trabajar con los  chakras 7 – 6 – 4 – 1, (coronilla – tercer ojo- corazón – raíz) de forma perfectamente alineada y armoniosa con todos los demás.

La inmensa mayoría de las personas viven en la ignorancia de sí mismos y por ello surgen las enfermedades y los estados de ánimo depresivos. ¿Qué podemos esperar si los centros energéticos de nuestro cuerpo están bloqueados o funcionando deficientemente -y ni siquiera tenemos consciencia de ello.

Los  chakras a los que primero prestaremos atención son:

El chakra 5 -garganta- Es el centro energético de la Integridad y la Identidad por donde fluye la energía que nos da la capacidad de comunicación y expresión, puede representarse como la puerta que nos da paso a los chakras superiores del conocimiento intuitivo, clarividencia y el séptimo; el que nos enlaza con las energías cósmicas y divinas.

El chakra 3 -plexo solar- Es el centro energético de la autoestima y el poder personal. Abarca desde la boca del estómago hasta debajo del ombligo -dos centímetos por debajo a la derecha está el Centro Ombligo- donde está el Hara; nuestro motor de energía vital. Todas las energías densas emocionales son las causantes de los bloqueos de este centro que causan las enfermedades y debilitamiento del sistema digestivo, al que no le prestamos atención ni importancia pero del que depende nuestra energía vital y estado de felicidad… sin energía vital tampoco funciona correctamente la mente. Es la energía vital la que produce la fuerza de voluntad…

El chakra 2 -sacro- Es el chakra del Bienestar y el Placer desde el nivel físico al espiritual de amar y disfrutar de la vida. Es el centro de la energía sexual y la creatividad. Tiene conexión directa con el chakra sexto -si no hay bloqueo-. Desde este centro creamos vida y está relacionado con las emociones. Alineando y conectando este chakra con el sexto, trascendemos los conflictos emocionales que paralizan nuestra energía sexual o la desbocan, elevando esta energía a un nivel más espiritual, se convierte en entusiasmo para vivir la vida.

EJERCICIO.- Siéntate cómodamente en un lugar donde nadie te moleste o interrumpa durante 10 ó 15 minutos. Pon las manos en el chakra de la garganta, cierra los ojos y respira despacio de forma consciente, sintiendo cómo entra el oxígeno por las fosas nasales. Pon la atención en el chakra de la garganta. Lleva tus cinco sentido a ese punto y simplemente permite que tus manos sientan y escuchen cómo está tu chakra. Visualizalo lleno de luz. Cada vez que sueltes el aire libera tensiones y preocupaciones.

Mantén los ojos cerrados durante todo el ejercicio. Lleva ahora las manos al chakra del plexo solar y repite el proceso de respiración consciente y de atención en el chakra. Y luego lo mismo  con el chakra sacro. Con este ejercicio además de lograr una relajación profunda, conseguirás poco a poco activar y desbloquear  estos centros energéticos.