Relajación y Meditación

yomed.india'12Te ayudaré a ir al encuentro de tu Ser interno. Ponte cómodo, cierra los ojos y respira conscientemente, poniendo la atención primero en tus fosas nasales. Siente como tus pulmones se llenan de oxígeno y cómo -por el poder de tu intención- tu cerebro de llena de Prana que es la energía sutil que está en el aire y que ahora entra en tu sistema nervioso.

Con cada respiración vas adentrándote en un mayor estado de calma y relajación, tanto física como mentalmente. Tu solo presta atención a tu respiración y los pensamientos se van desvaneciendo poco a poco.

Comienza a hacer un recorrido por todo tu cuerpo desde la cabeza a los pies. Visualiza un rayo de Luz dorada entrando por tu coronilla y que se expande al entrar en tu cabeza, llenando cada rincón, relajando el cuero cabelludo, la frente, los párpados, todos los músculos de la cara, de la mandíbula …

Sigue bajando. Acompaña el recorrido que hace esta Luz dorada bajando por la nuca y por cada vértebra hasta el coxis. Expandiéndose hacia los lados, hacia atrás y hacia adelante, envolviendo todos los órganos a su paso. Bajando, bajando…

Estás sintiendo más y más un profundo estado de paz muy placentero donde ya al llegar la Luz a los pies, no sientes el cuerpo físico y  sientes simplemente tu cuerpo etérico  se eleva unos centímetros por encima de él….

Ahora lleva la atención al centro del pecho, en el chakra del corazón. Haz tres respiraciones conscientes, suaves y profundas y comienza a generar conscientemente -por el Poder de la Intención- AMOR DIVINO en tu corazón repitiendo varias veces :

“YO SOY la Presencia de Dios en acción”

Cuando decimos “Yo Soy” es nuestra Alma quien se está manifestando. Aprovecha el momento para decretar desde “Yo Soy”, para que sientas la Divinidad que hay en ti.

Ánclate en la Presencia de Dios, para crear un estado de Paz y Amor en tu interior.

Haciendo ésta u otra relajación y meditación de forma asidua -integrándola en tus acciones diarias-  conseguirás la confianza en la Conciencia sostenedora de “Yo Soy”, dándole voz a tu Alma para que te guíe y te ayude a mantener un estado de Paz interior.

Ya no te sentirás más solo. Ya no habrán más miedos, más pesimismo o angustia.

Te animo a probarlo.

 

Los chakras y la meditación

chakras alineacionAlineados en una columna central en nuestro cuerpo etérico, los siete chakras principales, suben desde el perineo hasta la coronilla, a lo largo de la médula espinal.

El fluir de la energía vital por los chakras los hace girar como vórtices energéticos, absorbiendo y expulsando energía, regulando, procesando y distribuyendo la energía en todos nuestros cuerpos; físico, mental, emocional y espiritual.

CHAKRA RAÍZ. Ubicado en la base de la espina dorsal, representa el mundo de la materia. Su elemento es la TIERRA. Mueve el instinto de la supervivencia. Es nuestra conexión con la Madre Tierra.

Meditación y visualización de enraizamiento, sentados en la Naturaleza,  nos ayuda a mantener “los pies en el suelo” y a relacionarnos mejor con nuestro entorno.

CHAKRA SACRO. Cinco dedos debajo del ombligo. Representa los opuestos que se atraen. Su elemento es el AGUA. Afecta a las caderas, la pelvis y los órganos sexuales. En el sacro nace el placer, la alegría y en entusiasmo por la vida o en su defecto la depresión y la desesperanza.

Meditación y visualización de esta zona llevándole Luz para relajarla.

CRAKRA PLEXO SOLAR. Por encima del ombligo. Elemento FUEGO. Refuerza nuestra voluntad. Quema todo bloqueo pero también nos puede hacer arder de irritación y rabia. El fuego debe ser controlado para que nos ayude a quemar todas las impurezas y negatividad.

Meditación y concentración en el “Centro Ombligo” para fortalecer el Poder de la Voluntad.

CHAKRA CORAZÓN.  En el centro del pecho.  Elemento AIRE. Nos ayuda a trascender el ego con cada aliento consciente.

Meditación y atención en éste chakra, repitiendo mentalmente “Yo Soy Amor”.  Nos sintonizamos con el corazón colectivo. Somos UNO.

CHAKRA GARGANTA. Este chakra tiene la facultad de abrir nuestra capacidad de expresión y comunicación.

Sentados con la espalda recta y la cabeza con la barbilla un poco hacia arriba, los ojos cerrados, tomamos aire y lo soltamos lentamente mientras pronunciamos OM, alargándolo para que su vibración resuene en nuestra garganta.

CHAKRA TERCER OJO. En el entrecejo. Es el Centro de la intuición, la clarividencia y la visión.

Mantén la vista interior fija en este punto. Hacia adentro, en el centro del cerebro está la glándula pineal, como un pequeño punto de Luz. Podrás adentrarte en tu mundo interior y sentir la paz de tu ser esencial.

CHAKRA CORONA. Ubicado en la coronilla. Cuando todos los chakras están abiertos, desde la base hasta la coronilla, el séptimo chakra puede florecer y sentirse unido a la Conciencia cósmica.

Meditación que te lleva más allá del plano inferior hacia la Conciencia Suprema Universal. Siente la plenitud en tu interior.

 

Escasez espiritual

reiki-manos-blancasSe hace necesario un entrenamiento mental para desacelerar el ritmo moderno de vida que conduce hacia estados de ansiedad, angustia y estrés. No solo cuidando del cuerpo físico o tomando fármacos, conseguimos deshacernos del sufrimiento y la infelicidad. Tampoco,para muchos,  es suficiente tener una vida material y afectiva exitosa.

Es sabido que reprimir y acumular emociones negativas, como la rabia, envidia  y  frustración,  perjudican la salud física, mental y emocional. Pero, cómo controlar la mente y las emociones. ¿Qué debemos hacer para sentir paz interior?. Nuevamente experimentamos que no es suficiente desarrollar la inteligencia emocional. Es una buena herramienta pero debemos ahondar en nosotros mucho más.

Existe un mecanismo interior, independiente de la mente, que nos IMPULSA a seguir evolucionando en todos los niveles de nuestro ser; hasta llegar a nuestra Alma. Y aunque al principio hacemos la andadura interior de forma inconsciente e intuitiva, una vez se despierta el Alma, no hay vuelta atrás… ya no se quiere volver al Plano de la escasez espiritual.

Cómo despertar y hacer vibrar  nuestra esencia divina.

Llamamos práctica espiritual a toda actividad que tiene por objetivo conectar y alimentar nuestro espíritu. Puede ser a través de una religión, del rezo, cánticos devocionarios y plegarias, los mantras tibetanos e hindúes,  el dikra de los sufis y más. Todos ellos pueden conectarnos con la  Gracia  divina y conducirnos a  un estado de paz y dicha interior que, una vez se ha experimentado, se anhela hacer permanente.

La meditación nos lleva a aquietar la mente y a conectar con nuestra Alma, sanando también nuestro cuerpo emocional y conectándonos con la divinidad dentro de nosotros. Otras disciplinas orientales  como el Reiki,  nos llevan a experimentar somos Energía y  nos conectan con la Conciencia Superior. Dominando  estas prácticas, descubrimos  que tenemos la capacidad de sanarnos a nosotros mismos a través de la Energía del Amor incondicional universal.

El Yoga es una ciencia que ayuda a abrir el corazón y desarrollar la sabiduría natural en nosotros.

Guiados por un maestro,   alcanzamos la maestría de conocernos a nosotros mismos, conectando con el maestro interior,  logrando el control de la mente, el equilibrio energético del cuerpo físico, del cuerpo emocional y también el estado de paz del cuerpo espiritual.

Procuremos elevar nuestra Conciencia, conectaremos con la sabiduría cósmica y nos desarrollaremos como seres humanos.

 

 

Tu esencia

energia-cuerpoHablamos de la Esencia y hablamos de que somos Energía …

Hablamos del Alma y del Espíritu…

Pero si no experimentamos todas estas cosas inmateriales, cómo podemos saber de lo que estamos hablando o cómo  continuar profundizando sobre ello.

Ni siquiera cuando nombramos el amor incondicional tenemos una idea clara  de qué estamos hablando. Sólo si alguna vez hemos percibido su fragancia -aunque sólo fuese por un instante- no sabremos de qué se trata.

¿Cómo saber? Yendo hacia nuestro interior, calmando la mente desde una respiración consciente y pausada.

¿Cómo percibir? Vaciando la mente de expectativas, respirando conscientemente mientras vamos hacia nuestro interior en silencio. La meditación.

¿Qué hace falta para saber y percibir? Anhelar desde la paciencia y la confianza, el poder trascender el Plano material en el que estamos sumergidos. Entrar en un estado meditativo.

… todo lo demás viene por sí mismo.

 

Desear con intensidad

meditacion-energiaHace unos años durante la meditación sentí que Swamiji me decía “tienes que desear que venga”. Mi maestro estaba en la India intentando venir a España desde hacía un mes pero tenía problemas con el visado. Me di cuenta en ese momento que realmente mis deseos de que él viniese no eran muy fuertes, al menos,  no tenían la intensidad suficiente para intervenir en el curso de los acontecimientos para favorecer su llegada a España.

Al DESEO tenemos que añadirle energía para darle vida. El deseo, como cualquier sentimiento, puede tener diferentes grados de intensidad y pureza. Pueden ser meras palabras o pensamientos sin fuerza.  O pueden estar mezclados con miedos, desconfianza, incredulidad o expectativas, todo eso debilita el que se pueda materializar.

Me acordé de algo que viví hace unos cuantos años y ejemplifica la fuerza de un deseo y su efectividad.

Mientras vivía en Irán, ayudé a muchas jóvenes en sus partos. Ellas eran estudiantes extranjeras, lejos de sus familias y al ser yo mayor y con muchos hijos, buscaban mi apoyo. Una de estas mujeres, canadiense, tenía que parir a principios de agosto y vino a casa a pedirme estuviese presente en su parto. Le dije que lo sentía mucho pero que ya tenía planeado ir a España durante el verano y que hasta finales de agosto no tenía pensado volver.

Insistió y me rogó que adelantase la fecha de vuelta pues ella tenía mucho miedo y me necesitaba. ¿Cómo voy a hacer eso? le dije, yo no soy imprescindible y tu bebé va a nacer muy bien y estoy segura de que todo irá estupendamente aunque yo no esté, dije intentando tranquilizarla.

Pero ella siguió insistiendo y sentenció: “No daré a luz hasta que tu estés de vuelta”. Yo reí su ocurrencia y me despedí de ella dándole ánimo.

El caso es que yo me marché de vacaciones y por supuesto no volví a acordarme de ella para nada. Pero mis planes se torcieron y tuve que regresar a Irán dos semanas antes de lo previsto. Ya acomodada de nuevo en mi casa y dentro de mi rutina diaria, me acordé de esa mujer y pregunté qué tal había ido el parto y para mi sorpresa me informaron de que todavía no había parido.

De un salto me puse en camino a visitarla, pues de pronto me vino su frase a la mente y me di cuenta que lo había dicho muy en serio. Entré en su casa y sólo verme me dijo con alivio “te estaba esperando”. La hice vestir y coger lo necesario y nos fuimos sin pérdida de tiempo a una comadrona, a la que yo llevaba las parturientas y que era una excelente profesional.

Efectivamente, en ese mismo momento, le provocó el parto porque ya estaba muy pasada de cuentas y nació una niña preciosa, gracias a Dios, sin ningún problema.

Para mí ese fue un ejemplo claro de cómo un fuerte deseo puede mover los hilos en el mundo de lo Oculto para que se materialise. ¿Qué sabemos nosotros del mundo de lo Oculto?

Al DESEO hay que sumarle CONFIANZA ABSOLUTA de que se dará. Y lanzarlo al Universo sin más. Con alegría.

Trabajar la pureza de corazón

mujer-y-solLínea de acción para que nuestro Ser recupere su Poder.-  En la medida en que establecemos una conexión sincera y firme con las energías cósmicas (que bien pueden manifestarse como ángeles, arcángeles, la Madre divina o Virgen María, Maestros ascendidos, etc) seremos escuchados según nuestra pureza de intención y podremos recuperar el Poder como seres de Luz que somos.

El mayor beneficio de ello es que,  lo que necesites o desees,  llegará a ti en su momento oportuno. Para ello debe haber una sinceridad y confianza total.

ETAPA DE PURIFICACIÓN: Para trabajar la PUREZA de tu corazón y mente, tienes que aspirar lograr:

  1. Vivir desde el corazón.
  2. Establecer equilibrio mental y emocional.
  3. Salir de la Mente inferior y no juzgar.
  4. Amar al ser divino que soy
  5. Sentir compasión por los demás.
  6. Crear hábitos espirituales como la oración, meditación, yoga,  …
  7. Desapego de lo que  no vibra.
  8. Ser auténtico.
  9. Compromiso.

Para deshacerte de los miedos y la inseguridad, saluda cada mañana al levantarte a tu Yo Superior, a tus ángeles … siente tu propia divinidad. Agradece todo lo bueno que tienes.

Para sentirte vivo, mantén una meditación activa continua. Sitúate en la franja de vibración donde suceden las maravillas.

Mantén viva tu Esencia Divina de manera íntegra para beneficio de tu Ser interior al servicio de los demás.

 

 

 

Mi Maestro Swamiji Purohit

dsc01715Doy gracias a Dios por el  regalo que puso en mi camino cuando ya no esperaba nada; el maestro espiritual.

Creemos manejar enteramente nuestra vida, sin embargo, el Destino introduce de improviso personas o situaciones totalmente inesperadas que hacen cambiar tu vida; ampliarla, darle más color …

Y así sucedió conmigo.   Justamente a finales de noviembre de 2007,  apareció casualmente quien es mi maestro espiritual desde entonces.

Visité en aquel tiempo a una amiga que me habló de él. Me dijo acababa  de llegar a Granada un maestro hindú experto en astrología y que iba a dar una charla esa tarde sobre yoga y meditación. Me animó a que fuese, poniendo miel en mi boca al decirme que también leía las manos y hacía la carta astral. Como son temas que  me fascinan fui.

Me encontré con un hombre de pequeña estatura y muy delgado, de mediana edad. Hablaba en inglés y tenía una traductora inglesa que yo ya conocía. Al finalizar la charla  dijo que nos iba a transmitir energía y haríamos una meditación.

Pronunció la palabra en sánscrito “diksha” que quiere decir “iniciación”. Sentí curiosidad pues yo, no hacía mucho, había participado en dos cursos de “Diksha”, donde había pagado bastante dinero por recibir una transmisión de energía que prometía expandir nuestra conciencia y llevarnos a dimensiones superiores. Y así fue realmente.

En la transmisión de energía que Swamiji nos dio,  pude reconocerle como un ser de Luz  y su energía me envolvió de manera muy especial. Al acabar, sin pensarlo, le pedí fuese mi maestro. Desde esa fecha hasta hoy mismo sigo sus instrucciones en las prácticas espirituales que imparte en cursos de más de cien personas en distintas ciudades de España.

No ha sido una travesía fácil. He sido testigo de sus comienzos, de cómo ha ido adaptando el lenguaje y las formas a nuestra mentalidad y también de su paciencia para con nosotros para bajar a nuestro nivel de comprensión y entendimiento en materias profundas como es la espiritualidad.

Con humildad, respeto y generosidad nos  guía,   haciéndonos ver que el mayor desafío es nuestro propio ego y mente.