¿Es opcional o prioritario?

niña con globosPresta atención, cuida, atiende con amor a lo que es prioritario en tu vida y todo lo demás se ordenará por sí mismo.

¿Y qué es prioritario? Tú mismo/a.Tu salud. Tu alegría por la vida. Tu sueño reparador. Tu paz interior. Si algo de esto falta, lo externo -por muy logrado que esté- deja de tener verdadera importancia.  Ni el éxito material o reconocimiento profesional, pueden crear un estado de felicidad estable y verdadera. Una y otra vez caeremos en la desazón, el sentimiento de vacío, …

¿Qué es entonces lo que proporciona un estado interno de estabilidad emocional y contentamiento con nosotros mismos y por la vida?

Prestando atención a nuestra salud física, mental y emocional estamos desarrollando y purificando nuestra Conciencia. Creando una actitud firme de vivir en el Presente -conscientes de quiénes somos de forma completa-.

Vivimos fragmentados. Prestando atención a nuestro Ser esencial,  encontraremos el equilibrio y la armonía hasta alcanzar la excelencia de nosotros mismos.

Descubrir nuestros talentos naturales. Conectar nuevamente con nuestro “niño interior” que es nuestra INOCENCIA que quedó atrás… abandonada, perdida, humillada …

Dejar de culpar y culparnos. Trascender el Ego emocional y sus manifestaciones de posesividad, dependencia y apego, es  la primera tarea para salir de la Conciencia del Ego y adentrarnos en la Conciencia del Alma.

Es así como nos iremos transformando en seres humanos más perceptivos, intuitivos, conscientes, saludables y felices.

 

Escasez espiritual

reiki-manos-blancasSe hace necesario un entrenamiento mental para desacelerar el ritmo moderno de vida que conduce hacia estados de ansiedad, angustia y estrés. No solo cuidando del cuerpo físico o tomando fármacos, conseguimos deshacernos del sufrimiento y la infelicidad. Tampoco,para muchos,  es suficiente tener una vida material y afectiva exitosa.

Es sabido que reprimir y acumular emociones negativas, como la rabia, envidia  y  frustración,  perjudican la salud física, mental y emocional. Pero, cómo controlar la mente y las emociones. ¿Qué debemos hacer para sentir paz interior?. Nuevamente experimentamos que no es suficiente desarrollar la inteligencia emocional. Es una buena herramienta pero debemos ahondar en nosotros mucho más.

Existe un mecanismo interior, independiente de la mente, que nos IMPULSA a seguir evolucionando en todos los niveles de nuestro ser; hasta llegar a nuestra Alma. Y aunque al principio hacemos la andadura interior de forma inconsciente e intuitiva, una vez se despierta el Alma, no hay vuelta atrás… ya no se quiere volver al Plano de la escasez espiritual.

Cómo despertar y hacer vibrar  nuestra esencia divina.

Llamamos práctica espiritual a toda actividad que tiene por objetivo conectar y alimentar nuestro espíritu. Puede ser a través de una religión, del rezo, cánticos devocionarios y plegarias, los mantras tibetanos e hindúes,  el dikra de los sufis y más. Todos ellos pueden conectarnos con la  Gracia  divina y conducirnos a  un estado de paz y dicha interior que, una vez se ha experimentado, se anhela hacer permanente.

La meditación nos lleva a aquietar la mente y a conectar con nuestra Alma, sanando también nuestro cuerpo emocional y conectándonos con la divinidad dentro de nosotros. Otras disciplinas orientales  como el Reiki,  nos llevan a experimentar somos Energía y  nos conectan con la Conciencia Superior. Dominando  estas prácticas, descubrimos  que tenemos la capacidad de sanarnos a nosotros mismos a través de la Energía del Amor incondicional universal.

El Yoga es una ciencia que ayuda a abrir el corazón y desarrollar la sabiduría natural en nosotros.

Guiados por un maestro,   alcanzamos la maestría de conocernos a nosotros mismos, conectando con el maestro interior,  logrando el control de la mente, el equilibrio energético del cuerpo físico, del cuerpo emocional y también el estado de paz del cuerpo espiritual.

Procuremos elevar nuestra Conciencia, conectaremos con la sabiduría cósmica y nos desarrollaremos como seres humanos.

 

 

¿Qué nos debilita?

mujer-dibujo-geometria-sagrada¿Qué nos debilita como individuos? Le hemos dado todo nuestro poder a otros; al que gobierna, al médico, al sacerdote, al maestro …  a nuestra pareja … Eso significa que hemos dejado de pensar por nosotros mismos. Hemos dejado de producir nuestra propia salud y felicidad esperando (o exigiendo) que los demás nos las proporcionen. No confiamos en nuestras propias decisiones o cedemos -hasta la sumisión-  por evitar el enfrentamiento. No confiamos en nuestra propia capacidad para dirigir nuestra vida o sencillamente no tenemos la energía para ello. En pocas palabras;  hemos perdido Poder de acción.

Como nos cuesta tomar decisiones, buscamos apoyos  y caminos “fáciles”. No queremos responsabilidades. Necesitamos que los demás reconozcan nuestra valía,  no basta con nuestro propio reconocimiento. Y un ejemplo de nuestra pérdida de poder es que no tenemos capacidad para sanarnos física y emocionalmente, cuando está en nuestra naturaleza el poder hacerlo.

Dependemos excesivamente de los demás para nuestra propia felicidad. Este viejo sistema de dependencias es hora de que termine. Debemos innovarnos en este sentido; necesitamos más emancipación y firmeza.

Empoderarnos, no desde el ego sino desde nuestro ser esencial, desde nuestra propia naturaleza. Y para ello debemos conocernos a nosotros mismos. Tenemos que depurar nuestra mente temerosa dando un giro a nuestro campo de pensamientos y emociones para activar nuestra AUTO-DETERMINACIÓN.

Impulsando nuestra independencia es como encontraremos nuestras más elevadas capacidades y una mayor felicidad. Es momento de actualizar nuestro potencial y expresión como seres humanos. Creando una mayor expansión de Conciencia, comenzando por la sanación emocional; dejando el pasado en el pasado y aprendiendo a ganar autonomía en todos los niveles y campos de nuestra vida.

Tu decides.

 

¿Qué es la Conciencia?

chakras meditacionLlamamos Conciencia a la facultad del espíritu humano de reconocerse en sus atributos esenciales. Se trata del CONOCIMIENTO INTERIOR  innato en cada persona, de lo que es correcto, independientemente y por encima de lo que esté establecido por las leyes del hombre. Contactar con este conocimiento intuitivo es lo que nos hace libres.

Hablamos del ‘despertar de la Conciencia‘ como el Poder que se pone en marcha para deshacer la ignorancia y desvalorización que tenemos sobre nosotros mismos y desbancar la resistencia mental al cambio.

Todos los humanos tenemos una Conciencia individual,  en diferente nivel de desarrollo y expansión.  Nuestra Conciencia  determina nuestro grado de felicidad y dicha en el plano terrenal y es la que interpreta la vida, según la actitud que tengamos sobre ella.

Mientras no fortalezcamos nuestra mente, deshaciéndonos de pensamientos tóxicos y expandamos la Conciencia, ésta será inconstante y dispersa. Una mente débil no sabe salirse de la inseguridad y el miedo, moviéndose siempre entre el sufrimiento y los conflictos.

Ser consciente de sí, es la persona que siente, piensa y obra con coherencia y con conocimiento. No importa si se equivoca cien veces, cien veces se levantará habiendo aprendido algo nuevo y seguirá su camino con una actitud positiva y abierta.

Cada estado de Conciencia tiene una vibración. La acción vibratoria del Amor eleva y amplifica la Luz de la Conciencia, expandiéndola.

La práctica espiritual y el entrenamiento para desarrollar mente y conciencia, estabilizarán el cuerpo emocional y mental, para conseguir esa paz interior que todos deseamos.

 

¿Podemos aspirar a más?

mandala energía y luzSuperar la falta de Voluntad es la primer gran batalla.

Vamos a dirigir nuestra atención a lo que podemos aspirar para mejorar y fortalecer nuestro mundo interior; paz, felicidad, estabilidad emocional, autenticidad,  …

Las personas que no se sienten merecedoras de ser felices, ni siquiera se les pasa por la cabeza que pueden  mejorar su bienestar personal, independientemente de su situación exterior.

Sentirse bien con uno mismo es la clave para crear un nuevo campo de posibilidades. Nuestra mente capta, calcula e interpreta la vida desde una visión  superficial y externa, sin contemplar la realidad que bulle en el interior del Ser; su capacidad inmensa de creatividad  y su dimensionalidad.

Tan sólo que desarrollásemos   la Voluntad -que es energía inteligente- seríamos capaces  de aplicarla, sin sobre-esfuerzo, para vencer cualquier obstáculo que nos aleja de nuestro ser esencial.

¿A qué podemos aspirar como punto de partida?

> A descubrir la fortaleza de nuestro espíritu.

> A experimentar nuestra capacidad de amar -que desconocemos- de forma universal e incondicional.

> A expandir nuestra Conciencia de forma ilimitada hasta conseguir la fusión total con la Conciencia Suprema.

¿Es pretender mucho? Es nuestro espíritu quien tiene esa aspiración …

 

 

El origen de la salud

mujeres y hombres rezandoVivimos la vida desde los supuestos. Damos por supuesto un montón de cosas que ni siquiera hemos expresado … ser queridos, ser comprendidos, ser felices …

Y si no se cumple,  aparece la frustración, la decepción, la amargura o el resentimiento …

Todos estos sentimientos y emociones negativas -de baja frecuencia- debilitan nuestro sistema inmune, bloquean nuestros centros energéticos, nos enferman física y mentalmente.

El origen de la salud está en la Felicidad; en ese estado fluyente y dinámico, creador de energía sutil,  impulsora de la creatividad y el entusiasmo por la vida.

Independientemente de las situaciones externas, la persona ‘saludable’ ve el lado positivo de todas las cosas y sabe sacarle provecho para su crecimiento personal.

La persona que vive conectada a su espíritu -a su naturaleza y esencia-, tiene la capacidad de transformar rápidamente las emociones y pensamientos de baja frecuencia, como el odio, rabia, lamentación, inseguridad, etc., y utilizarlas como combustible  para aumentar su plenitud existencial.

La Felicidad va más allá del  éxito material, sabiendo que todo lo externo  es cambiante e ilusorio. La Felicidad es parte de nuestra naturaleza intrínseca. Es parte de nuestra capacidad humana de poder elegir lo que genera bienestar y alegría perenne en lugar de lo que genera infelicidad y enfermedad.

 

Tras la búsqueda de la felicidad perdida

lailajordaniaEs normal que uno vaya tras la búsqueda de lo que cree faltarle: la felicidad, la paz, el amor, el dinero, inclusive sucede el  ir en la búsqueda de uno mismo …

Sin embargo, eso que creemos que nos falta -si no estuviese ya en nosotros- no seríamos conscientes de su necesidad y de su ausencia … y esa es la  ignorancia.

Así que, una vez despierta la Conciencia y echamos en falta algo en nosotros, si salimos en su búsqueda, si lo anhelamos y sentimos la necesidad de tenerlo, es porque ya está ahí y sólo tenemos que descubrirlo -en nosotros.

El error generalizado es ir afuera a buscarlo. No importa, ninguna andadura es inútil: regresaremos reforzados.

El desacierto es creer que existe algo fuera de nosotros que nos lo va a proporcionar. Pero que sepamos que ni la paz interior, la felicidad o el amor, se encuentra fuera de nosotros mismos.

La verdad es que, una vez la hallamos en nuestro interior, es cuando atraemos más de los mismo, de otros seres y entonces ya nos enriquecemos… y podemos compartir y repartir …