¿Es opcional o prioritario?

niña con globosPresta atención, cuida, atiende con amor a lo que es prioritario en tu vida y todo lo demás se ordenará por sí mismo.

¿Y qué es prioritario? Tú mismo/a.Tu salud. Tu alegría por la vida. Tu sueño reparador. Tu paz interior. Si algo de esto falta, lo externo -por muy logrado que esté- deja de tener verdadera importancia.  Ni el éxito material o reconocimiento profesional, pueden crear un estado de felicidad estable y verdadera. Una y otra vez caeremos en la desazón, el sentimiento de vacío, …

¿Qué es entonces lo que proporciona un estado interno de estabilidad emocional y contentamiento con nosotros mismos y por la vida?

Prestando atención a nuestra salud física, mental y emocional estamos desarrollando y purificando nuestra Conciencia. Creando una actitud firme de vivir en el Presente -conscientes de quiénes somos de forma completa-.

Vivimos fragmentados. Prestando atención a nuestro Ser esencial,  encontraremos el equilibrio y la armonía hasta alcanzar la excelencia de nosotros mismos.

Descubrir nuestros talentos naturales. Conectar nuevamente con nuestro “niño interior” que es nuestra INOCENCIA que quedó atrás… abandonada, perdida, humillada …

Dejar de culpar y culparnos. Trascender el Ego emocional y sus manifestaciones de posesividad, dependencia y apego, es  la primera tarea para salir de la Conciencia del Ego y adentrarnos en la Conciencia del Alma.

Es así como nos iremos transformando en seres humanos más perceptivos, intuitivos, conscientes, saludables y felices.

 

Anuncios

Auto-determinación

cuevaSi  tiempo atrás la clave era decir “ábrete sésamo” ante la cueva que se transformaba para facilitar la entrada al mundo interior, ahora la palabra es AUTO-DETERMINACIÓN.
Cuando asimilamos esta comprensión y decidimos fortalecer nuestra identidad y propósito de vida, todo conflicto se disuelve y se abren las puertas de la Conciencia.
Adentrarnos en nuestro mundo interior supone el conocimiento y comprensión de uno mismo; del ser esencial que llevamos dentro; nuestra esencia; nuestro espíritu inmortal.
En lo más profundo del Ser está la Luz de la Verdad.  Traspasar las puertas del No-Tiempo significa cruzar las barreras mentales, y esto hace que cambie nuestra percepción y adquiramos la capacidad para viajar desde nuestro cuerpo astral y nos adentremos en una realidad paralela o existencia simultanea, desde nuestro Yo Superior.
La auto-determinación nos fortalece; nos ayuda a deshacernos de los miedos,  la inseguridad y todas las estructuras rígidas mentales.
Así que, aprendamos a expandir la dimensión física y ampliemos la Conciencia para poder deshacernos de viejos patrones condicionantes  y bloqueos emocionales que nos mantienen en caminos lineales  sin salida.
La Auto-determinación es el punto de partida y está en el corazón espiritual. Encuentra el poder de visionar la Verdad. Sintiendo la certeza en tu corazón es lo que te dará paz interior.

Nuestra condición terrenal

ser diamante chakrasEn el plano terrenal, ningún ser humano es perfecto. Se frustra quien busca la perfección o se vanagloria quien ya se cree perfecto.  Cualquiera de estas dos posiciones son ilusorias. El propósito del hombre en la Tierra es el de ser *completo*. no perfecto.

La perfección está en lo ya acabado por lo tanto no existe, en cuanto que el ser humano y el mismo Universo está en movimiento continuo de crecimiento y expansión. Sin embargo, cuando algo ES completo -nosotros mismos como semilla- entonces puede desarrollarse desde su ‘completitud’‘… siempre y cuando descubra en sí mismo los códigos de su origen y no se resista a ser quien ya es.

Para entrar en este proceso,   el ser humano debe desarrollar tres valores que le conectarán con la nobleza de su Alma:

1) El discernimiento,   para entender que existimos dentro de un campo que contiene todas las posibilidades, donde elegimos y decidimos lo que puede ser o no ser  más allá de la esfera física y material.

2)  La actitud correcta,   utilizando la meditación o introspección trascendental., que nos acerca a nuestro ser esencial y determina  nuestra forma de ver el mundo.

3) Coherencia, entre lo que yo pienso, lo que yo hago y quiero hacer y lo que amo y soy.

Los hábitos mentales crean una corteza dura que impiden llegar a la visión y entendimiento real del Ser en su originalidad y dimensionalidad. La transformación alquímica del ser humano lo determina su no resistencia a ser quien es, sobresaliendo a su condición terrenal.

 

 

 

El proceso de transformación

geometria sagrada mujerNuestra historia personal es circunstancial, relativa, y sólo tiene valor a nivel del Plano físico.

Nuestro propósito de vida, es parte de la esencia de nuestro Ser  que es  por siempre.

Si no tenemos un propósito de vida, si no despierta en nosotros la Conciencia de Ser, no avanzamos, no evolucionamos.

Asumir quien soy, me hace responsable de mi  mismo; de mi cuerpo físico, de mi salud mental, de mi felicidad emocional y de mi desarrollo espiritual.

El compromiso que adquiero conmigo mismo me ayuda a conectarme con mi Alma y mi Espíritu. Y éste me reconectará con las energías cósmicas del Universo.

Primero me observo y me convierto en Observador neutral del personaje que actúa en mi. Luego siento mi Ser y percibo más allá de él. Entonces dejo de poner resistencias y me dejo fluir, como conciencia,  en la Conciencia Suprema de la que soy parte y a la que pertenezco.

Los ciclos de la vida

mujer dibujo naturalezaEn el interior de cada ser vivo existe una fuerza vital arrolladora e incuestionable, que lo hace  crecer y madurar,  y ello está dentro de las Leyes y Ciclos de la Naturaleza.

Todo sería “perfecto” y fácil si no pusiésemos resistencias para ello. Porque el ser humano es la única especie que se contradice a sí misma, rechazando su originalidad, esencia y evolución natural.

Viviendo desde la incoherencia y la inconsciencia,  desde el sufrimiento y los conflictos mentales, desde las guerras consigo mismo y con los demás, es  lo que le hace estar atrapado en patrones auto-destructivos.

Debido a su desconexión con la Realidad,  el ser humano  ha ido modificando e invalidando su esencia y personalidad, ha ido menguando su potencialidad  y sus valores intrínsecos. Y es así como la interpretación de la vida y de sí mismo se volvió distorsionada para la inmensa mayoría. Y es así como algunos -desalmados- se volvieron arrogantes, codiciosos, egoístas y soberbios. Dueños de esos otros -infelices inconscientes de sí- esclavos voluntarios de esos primeros.

¿Cómo salir de ese nivel de inconsciencia y despropósito? ¿Cómo reconstruirse a uno mismo  y encontrar al ser esencial en su interior?  ¿Cómo hallar la inspiración y la voluntad que nos reconduzca hacia la Conciencia Suprema de la que formamos parte? ¿Cómo trascender la mente lineal a la que estamos atados y sometidos?

Nuestra vida no es más que la materialización de cómo pensamos. Tomar consciencia de ello es el primer paso para el cambio.  Erguirnos nuevamente, ponernos en pie, elevar nuestros pensamientos desde el Espíritu que nos sostiene y es el único que nos puede guiar e iluminar nuestro Camino hacia nuestra originalidad como seres humanos y como seres divinos que somos.

Seamos Observadores de nuestros pensamientos. Situémonos en el Corazón para dirigir nuestra mente con ecuanimidad y Amor.

Éxtasis natural

niña y corazonMuchos jóvenes buscan a través de las drogas y del alcohol aturdir la mente buscando experiencias fantásticas que le produzcan “alegría”. y les desinhiban de sus estrechos  esquemas mentales. Su frustración les hace preferir vivir en el letargo, al sentirse invalidados para ser ellos mismos.

Si desde la niñez fuesen enseñados y guiados a desarrollar la mente, a reactivar y centrar las  energías de su cuerpo, su vida tendría una dimensión infinitamente mayor.  Y si fuesen enseñados a conocerse a sí mismos e ir a la Fuente y Esencia de su Ser esencial, sabrían entrar en el éxtasis natural en sí mismos, que es la Alegría.

La Alegría es una energía pura que envuelve a nuestro ser esencial y está ligada al Amor Incondicional. Es el Fuego Sagrado que nos proporciona el entusiasmo necesario para vivir con dignidad nuestra condición humana.

En la espontaneidad hay alegría. En la libertad de SER uno mismo, hay alegría. Y ese júbilo profundo,  brota del Espíritu; ES el mismo  Ser esencial manifestándose. Y seguro lo habréis experimentado alguna vez; esa dicha que está más allá de la razón o causa concreta. Surge con  una explosión de risas, como un surtidor de agua  que precisa salir al exterior..

Desde esta perspectiva,  el ser humano no estaría viviendo la decadencia y degradación que lamentablemente es el resultado de una existencia superficial,  alejada de su potencialidad real. La clave está en enseñar a los niños a conectar cuerpo-mente-corazón y guiarlos a vivir en perfecta armonía con la Naturaleza y el Universo. Somos parte del Todo.

 

 

 

Ni mio ni tuyo

mujer ante el solNada siento como mio. El candor del Alma siente y agradece la belleza en toda manifestación del Creador.

Sólo tengo que estar atenta, llevar mis cinco sentidos al interior y escuchar. Entonces la visión y la percepción se magnifican. Sentir se transforma en un inmenso placer cuando las energías se activan y forman ondas expansivas … soy parte del Todo.

Nada es mio. Observo y soy testigo del personaje en mi que actúa desde la ilusión de creerse el “hacedor” …

Nada es mio y ese “yo” que clama -reclamando- se le reconozca, se le recompense, se le gratifique, se le tenga en cuenta y se le quiera … cada vez es más débil. Prácticamente es ya insignificante. Se trata del “yo víctima”, del “yo sufriente”.

Ahora que ese yo ególatra perdió su espacio y privilegio, ha emergido y tomado su lugar el Ser esencial; quien  yo soy. Y ese “Yo Soy” es el Alma.

Actúo desde la Conciencia y me presto a que sea la Intuición quien me guíe. Mi corazón espiritual me indica lo que me conviene y por Conciencia debo hacer o no.

Nada es mio y por eso me mantengo en un estado de agradecimiento por todo lo que se me brinda y regala. Por todo presente. Vivir en estado de agradecimiento te hace humilde y te mantiene en los valores de la inocencia; sin malicia, viviendo desde el candor del Alma …