Sanar el cuerpo emocional

ser de luz4¿Qué nos enferma físicamente? El estrés, la ansiedad, el miedo, la angustia, la envidia … todas las emociones y sentimientos negativos hacia nosotros mismos.

¿Qué nos hace sentirnos infelices? …  movernos y mantenernos  mentalmente en la inseguridad, no saber salir del miedo, el sentimiento de culpa, el resentimiento, la rabia … todas las energías negativas que emponzoñan el corazón (el Amor que nos negamos).

Para que fluya debidamente la energía vital en nosotros debemos armonizar y sanar nuestro cuerpo mental y emocional . Transformarnos en personas más perceptivas, intuitivas, conscientes, compasivas, auto-suficientes y positivas.

La salud de nuestro cuerpo  físico surge como consecuencia natural de la armonía y equilibrio en nuestros cuerpos mental y emocional. La salud y sentimiento de plenitud y felicidad es causada por las actitudes mentales y emocionales positivas acordes a nuestro ser interno esencial y natural, que ahora están bloqueados.

Aprender a solucionar los miedos que nuestra mente ha creado que nos están separando de todo aquello que queremos conseguir … y sentimos nos resulta imposible obtener …

Es nuestra responsabilidad generar salud, no sólo a nivel físico sino también entender que esta salud física se logra al mantener un equilibrio de paz y armonía interior, teniendo buenos hábitos alimenticios, descanso apropiado,  conocimiento de nosotros mismos y una actitud y hábitos positivos.

Toma Conciencia de que tú no eres tu cuerpo físico. Tú no eres tu mente y ni siquiera eres tus emociones. No te dejes dominar por ellas o te confundirán y entrarás en conflicto y sufrimiento.

Relájate y profundiza en tu corazón, donde se aloja tu ser esencial; tu Alma. Entra en la Conciencia de tu Ser. Sumérgete en el estado de paz que fluye en tu interior.

Y esa experiencia -aunque sólo dure instantes-   te irá transformando y expandirá tu Luz.

Ahora, hagas lo que hagas, hazlo desde el corazón. Tu Luz te acompaña y te guía.

 

Lo que enferma el Alma

hombre mundo azulSólo hay una enfermedad, se manifieste como se manifieste en nuestro cuerpo físico, y es el alejamiento y desconocimiento de nosotros mismos.

El modelo médico convencional tiene grandes limitaciones para sanar  debido a los intereses económicos y de liderazgo de la industria farmacéutica.  La mayoría de las personas se mantienen enfermas, -se hacen crónicas voluntariamente-   por un sentimiento  de indefensión  y una actitud  de dependencia, que la misma Medicina alienta.

No prestar atención al Alma ha debilitado y enfermado nuestro cuerpo emocional y nuestra Voluntad. El habernos alejado y olvidado de nuestro espíritu -nuestro ser esencial y natural- ha debilitado y enfermado nuestra Alma -el ánima que nos sostiene-. Y todo ello, de forma silenciosa y gradual, ha enfermado nuestro cuerpo físico, da igual cómo llamemos a la enfermedad o a qué órganos ha afectado.

La fragilidad del Alma es lo que tenemos que atender. Estimular el sistema energético de nuestro cuerpo es ahora prioridad. Centrar nuestras energías, hacernos responsables de nuestra salud, haciendo una limpieza emocional, mejorando nuestras condiciones y calidad de vida y felicidad.

Nuestros cuerpos físico, mental, emocional y espiritual, están interconectados y cada uno de ellos afecta a los demás.  Podemos sentir que las emociones afectan al cuerpo físico. Podemos hacernos conscientes de cómo nuestra mente puede llegar a desgastarnos energéticamente con pensamientos recurrentes o con obsesiones y miedos que son sólo imaginarios .

Ocupándonos de nuestra mente y corazón. Estos primeros pasos nos darán la fuerza vital necesaria para impulsar los cambios y toma de decisiones necesarias para hacernos con las riendas de nuestra vida.

 

 

 

Las Leyes universales

metatron ascensionEstamos sujetos a una Ley Cósmica que proclama que el Universo es  Inteligencia y Amor  Puro. Pero esta Verdad, desde nuestra mente atrapada en la Razón, no podemos captarla en su infinita dimensión. Sin embargo, nos afecta, seamos o no conscientes de ello. Tenemos el libre albedrío y el potencial para beneficiarnos de ella o no.

Y estamos sujetos a una Ley  de la Naturaleza -en la que estamos incluidos y de la que somos parte- que se mueve por ciclos y códigos-. Tenemos la capacidad de fluir en ella amablemente bajo su guía y protección  o desafiarla desde la ignorancia y la soberbia.

Resolvamos la crisis individual que cada uno hemos generado en nosotros mismos y que se ha generalizado llevando a nuestro planeta y sistemas de gestión a una enfermedad difícil de solucionar.

Toda enfermedad es tensión, represión y resistencia.

La salud -a todos los niveles- personal y social, es rendición, aceptación y compasión.

Esta es la gran Verdad y remedio contra el sufrimiento.

Paz y Amor para todos.

Las medicinas naturales

chakras esqueletoSería sencillo de reconocer la Verdad, pero nos hemos alejado demasiado  de nuestra esencia.
Somos ENERGÍA. La energía es LUZ, la luz es AMOR y el amor es SANACIÓN.
Hace ya muchos años que trabajo con ‘terapias’ naturales, primero llamadas ‘alternativas’ y ahora reconocidas por la medicina oficial y etiquetadas como ‘complementarias’.
Son medicinas HOLÍSTICAS que su misión es desbloquear y depurar los diferentes centros energéticos de la persona, que  desconcertada y desconectada de su Alma,  le ha ocasionado  la enfermedad.
Desde esta simple sentencia arriba expuesta nos abrimos hacia la sanación. Impulsando la toma de CONCIENCIA, de que hemos sido creados con la capacidad de auto-sanarnos.
Así que, debemos recuperar la memoria de quiénes somos y desarrollar una actitud responsable  sobre nuestra salud íntegra; física, mental, emocional y espiritual.
PRIMEROS PASOS QUE PROPORCIONAN SALUD Y FELICIDAD:
Procurar la estabilidad emocional (deshacerse del estrés y la ansiedad) creando nuevos hábitos.
Llevar una vida de moderación en la alimentación, el descanso y la actividad física.
Nutrir el cuerpo espiritual practicando yoga, meditación, voluntariado al servicio de los demás o cualquier otra práctica que nos conecte con nuestro corazón.
Prestarnos atención. Dedicarnos media hora al día a nosotros mismos. Escucharnos. Perdonarnos. Aceptarnos. Amarnos y amar a los demás.

La acción del cambio

felicitacionTodo es posible en la medida en que nos lo creamos sin resquicio de dudas.

Vivimos en un estado permanente de mudanza, de transmutación y es así como se construye y se desarrolla la vida; en la acción del cambio.

Vivimos  en movimiento continuo porque somos energía y desde la vibración creamos. Creamos sonido, música, color, forma …  Desde lo más visible en nosotros; el exterior de nuestro cuerpo físico; observamos, nos relacionamos, amamos y odiamos, y todo ello en una continua pulsación de  de vida.

Nuestra respiración cambia según nuestros estados emocionales, pensamientos, sentimientos. Inclusive lo impalpable,   como es nuestro cuerpo energético o nuestro espíritu, -desde la sensibilidad de su percepción-, nos podemos beneficiar de las energías sutiles, que se mueven y hacen cambiar nuestra visión, haciéndola más clara y extensible …

Sólo quien se niega al cambio sufre.  Sólo quien se niega a movilizarse  junto con su alma, la vida le resulta un sobre-esfuerzo. Sólo quien se resiste a mudarse  a un nuevo ciclo y fluir con la Naturaleza, enferma y se consume en su bloqueo energético de vida.

 

Diario con Alzheimer (I)

LUZ irradianteMi madre tiene 90 años y vive un Alzheimer muy avanzado; ya no habla y cuando intenta decir algo tergiversa palabras o suelta sonidos inteligibles. Entonces calla y se queda ensimismada y triste; hasta la próxima vez que lo volverá a intentar.

Tiene la suerte -y tenemos la suerte los que estamos a su alrededor- de que su buen carácter y su filosofía de vida, ahora más que nunca, se manifiesta y sale a la Luz; su aceptación ante la adversidad, su alegría innata, su amor hacia los demás, son puntales que la hacen llevar con dignidad la crueldad que encierra esta enfermedad; la falta de memoria y la des-conexión con la mente. Pero una cosa debe quedar bien clara; esta discapacidad física y mental no afecta a la Conciencia que es inmortal.

Tiene muchos miedos, se sobresalta y ves en sus ojos la sorpresa que la aterra por segundos, cuando la haces levantarse, sentarse o acostarse -cualquier cambio que introduces en su estado de inmovilidad y quietud- . El “dejarse llevar” o el  “cambiar de estado” le da miedo y te dice “espera, espera”.

Como terapeuta floral me decido  a prepararle una fórmula de Flores de Bach para los miedos y para desbloquear el habla: Mimulus y Agrimony.

¡Las Flores producen un efecto inmediato! Tiene mucha más energía y ha tomado iniciativas. Está radiante. Ha comenzado a hablar con toda claridad “uy, tengo muchas cosas por hacer”, “he traído muchas cosas para mirar”, “son cosas bonitas, que siempre gustan” dice y se ríe.

– Me he traído cosas. Tengo que dejar cosas, tomar cosas… así.

Le digo “poniendo orden, ¿no?” y asiente sonriendo.

-Me traje un buen bulto de mi casa de allá… bueno, no sé qué resultará… hoy he comprado por ahí una barbaridad de cosas.

Le pregunto “¿cosas que necesitabas?”

-Si. Yo no tomo cosas para enturbiarme. Todo lo que uno hace pensando en el Bien …

y digo yo para terminar su frase “le favorece”. Ella se ríe y asiente.

Me mira a los ojos largamente y me pregunta sonriendo “¿tú también?” …Y se queda ahí mirando y dialogando con mi alma.

 

 

 

¿Qué es la enfermedad?

chakras mujer1El cuerpo físico nos avisa cuando algo en nuestro interior no está bien.  La falta de salud es falta o exceso de energía vital en algún  centro energético o  energía vital bloqueada o energía vital desequilibrada entre los diferentes centros y/o sistemas que rigen nuestro cuerpo físico.

Si hay salud en el cuerpo físico, quiere decir que también existe una mente equilibrada, un cuerpo emocional fuerte y un cuerpo espiritual en armonía.

Un sistema inmunológico fuerte es primordialmente alegría por la vida y confianza en uno mismo. Tener ante la vida una actitud  de entusiasmo y una mente centrada y conectada al corazón, garantiza el vivir con buena salud física,  mental y emocional.

El estado natural de todo ser vivo es estar en armonía con todas las energías en sí mismo, con la Naturaleza y con el Universo. La enfermedad es la manifestación en el cuerpo físico de algún malestar, frustración, miedo o trauma largo tiempo reprimido y que ha terminado por bloquear el flujo normal de vida en nuestros diferentes cuerpos.

¿Cuáles son las energías tóxicas bloqueadoras? Los miedos. Los sentimientos de culpa. La rabia. La envidia. Los celos. El desamor. La baja autoestima y otras emociones negativas.

La Salud es el libre movimiento de la vida en resonancia y sincronización con el Todo.
La mejor medicina: el Amor