Mujer

mujeres generacionTu situación de vida es sólo un aspecto de tu  vida e influenciará en ti, de una forma u otra, dependiendo de tu equilibrio mental, emocional y espiritual.

Deshacerse de patrones tóxicos heredados es difícil pero urgentemente necesario. Hagámonos conscientes de que nuestras hijas los heredarán si antes no los trabajamos en nosotras. Y, por supuesto,  para nosotras mismas resultará una liberación.

Estas trabas condicionantes son reales y basta saber sobre  la vida de nuestras madres y abuelas para ver cuántos patrones de ellas estamos nosotras mismas reproduciendo. Cuántos modelos de conducta reproducimos en nosotras a pesar de haberlos repudiado años atrás cuando veíamos claro que no queríamos eso en nuestras vidas… y seguramente nuestras madres pensaron lo mismo pero cargaron con ellos …

Puede que nos falte visión y que nuestra escucha interior sea débil. Puede que nuestra percepción de nosotras mismas y de nuestra realidad esté distorsionada. Con seguridad que, si dirigimos nuestra vida de ahora en adelante, desde el corazón, conseguiremos deshacernos de todo el lastre que no nos permite avanzar.

Vayamos a la Fuente. Reconozcamos nuestra Esencia. Sucederá entonces un cambio radical y liberador en nuestras vidas de todo lo que no nos pertenece. Desde la recapitulación,
el reconocimiento, la comprensión, el perdón y la compasión.

 

 

 

 

 

 

Anuncios

Percibir y Presentir

chakras 15Tu Esencia desprende un olor;  irradia y emite una vibración que se manifiesta y traduce como emoción o sentimiento … atrayendo más de lo mismo.

Así que podríamos decir que el miedo huele. La envidia huele. La alegría huele … pero la mayoría de los seres humanos han perdido el olfato, al contrario que los demás animales.

Los sentidos internos tienen esa particularidad; detectan más allá  de lo visible y concreto.  Con el sentido del olfato interno presentimos el peligro, por ejemplo. Si prestáis atención veréis que muchos animales utilizan esta facultad para su supervivencia y lo primero que hacen es  OLER para reconocer a la madre.

Pero nos negamos a PERCIBIR y PRESENTIR, dándole prioridad a la mente elemental, aferrados sólo a lo que ésta es capaz de captar.  La Mente debe ser desarrollada para que sea a través de la INTUICIÓN que podamos llegar a percibir y presentir las sensaciones más allá de lo palpable.

Cuando purificamos nuestra Esencia y conseguimos que nuestra fragancia sea de Amor y Compasión, la vida a nuestro alrededor se transforma por si misma.

Experimentemos. Alcemos la cabeza, con los ojos cerrados, abramos las aletas de las fosas nasales al inspirar  y captemos el prana o energía refinada que está en un ambiente puro y permitamos que se expanda por todo nuestro interior. Renovará y reactivará nuestra energía.

¿Desde dónde sentimos?

chakras serCuando estamos posicionados en la Mente, estamos persiguiendo o luchando con lo externo; deseamos más éxito laboral, más reconocimiento, más dinero … o estamos luchando por ser reconocidos, por alcanzar un puesto laboral más satisfactorio, tener una relación afectiva estable, etc.  La Mente introduce en nosotros la necesidad, el deseo, la ambición y con todo ello también la frustración, la decepción, la depresión, los miedos y la inseguridad. La actitud de lucha en la vida nos trae sufrimiento y  conflicto.

Sin embargo, cuando las circunstancias nos son favorables nos permitimos sentir desde el corazón. Estamos más relajados y confiados. Mejoran nuestras relaciones con los demás. Y es que el corazón reacciona de forma instantánea a su estado emocional: favorable amoroso // caótico conflictivo.

Enlazar MENTE/CORAZÓN nos proporciona equilibrio emocional. Nos ayuda a tener la mente clara y enfrentarnos a los problemas con desapego emocional; desde la coherencia.

Nos sucede a todos; vivimos momentos difíciles pero también momentos que nos resultan fáciles y placenteros. El agotamiento físico, mental y emocional, aparecen cuando hemos malgastado nuestra energía vital por vivir desde la lucha mental lo que no sabemos cómo gobernar o solucionar …no le preguntamos al Corazón por su visión del asunto …

En vez de que nuestra energía vital se disipe en todas direcciones -como sucede cuando vivimos de forma inconsciente y mecánica- si en lugar de eso,  la canalizamos mediante el alineamiento de nuestros centros energéticos o de la concentración, esto sin lugar a dudas hará que aprendamos no tan solo a ahorrar energía vital sino además a almacenarla. Y esto nos proporcionará LUCIDEZ.

EJERCICIO PARA LOGRAR LA COHERENCIA ENTRE MENTE Y CORAZÓN.-

1º) Dirigir la atención hacia nuestro interior. Hacemos cinco respiraciones lentas y profundas con la atención en nuestras fosas nasales. Al exhalar hacemos una pequeña pausa antes de volver a inhalar  suavemente de forma natural

2º) Llevamos la atención al centro del pecho y respiramos desde este chakra. Sin forzar. Visualizamos y sentimos cómo en cada inspiración nuestro pecho se ensancha y al exhalar sacamos fuera (por el poder de nuestra intención) las tensiones.

3º) Imaginamos o visualizamos cómo nuestro corazón espiritual se llena de luz. Podemos decir mentalmente “Yo Soy Amor”, en cada inspiración y exhalación.

Este ejercicio es muy efectivo en momentos de ansiedad o pánico. La RESPIRACIÓN CONSCIENTE conecta la Mente con el Corazón creando una coherencia que poco a poco nos sitúa en la Realidad, donde podemos controlar y dominar cualquier situación.

Todo conflicto es mejor resolverlo desde el Corazón, donde está el Amor, la Compasión y demás virtudes… nos convertiremos en mejores personas y nos sentiremos en paz con nosotros mismos.

 

Todos tenemos miedos

mujer-inspiracionTodos tenemos miedos porque los miedos razonables son necesarios: Nos previenen de los peligros y de extralimitarnos. Los miedos ajustan nuestras ansias de riesgo y fantasía.

Pero también puede ocurrir que los miedos invadan nuestra mente de forma obsesiva y dispersen nuestras energías, paralizando o limitando nuestros deseos de avanzar y de conocer nuevas posibilidades.

Existen los miedos infundados que son como fantasmas que dificultan nuestra claridad mental. Miedos creados por una mente débil, por una personalidad insegura, de baja autoestima. Éstos son los ingredientes que sobrealimentan a los miedos de manera tortuosa.

El mundo está lleno de sufrimiento y dolor, y es real. Pero ahora mismo, los medios de comunicación nos están bombardeando con noticias catastróficas que minan nuestra seguridad y claridad mental.  Tenemos que concentrar todas nuestras energías en nosotros mismos de forma positiva y no permitir que nos invadan con ideas e imágenes que limitan nuestra acción y capacidad de cambio.

Es al dispersar nuestra mente cuando nos debilitamos. Las Fuerzas del Mal -que existen y acampan a sus anchas- trabajan para coaccionar nuestra mente desde el miedo: creando inseguridad, haciéndonos creer que “más vale lo viejo conocido que lo nuevo por conocer”.

También existen las Fuerzas del Bien ¡sí!. Y son justamente las del AMOR. La SOLIDARIDAD. La COMPASIÓN. La UNIDAD. La CONFIANZA ABSOLUTA EN LA DIVINIDAD.

A esas nos unimos.

Fortalecer el temple

guerreroDicen que el temple era la religión de los templarios; los vigilantes de los caminos que conducían a los lugares sagrados.

En el yoga se utiliza el término “control de los impulsos” y es un requisito para alcanzar la constancia  de ánimo, la claridad mental y la ecuanimidad.

Templar el cuerpo físico es equilibrar su temperatura y también sus energías. También en los metales y el cristal, se consigue el punto exacto de dureza -manteniendo su elasticidad-, templándolos.

En cuanto al ser humano y su personalidad, se mide su temple por la calidad de su valentía que, si va unida a la armonía de espíritu, consigue deshacerse de la agresividad y la violencia  al mismo tiempo que se llena de poder, controlando y dirigiendo su vida desde la compasión.

Sin excesos. Sin que ningún suceso te desborde, sin que ninguna emoción o pensamiento te vuelva iracundo o temeroso y te debilite.

renovarse

hombre ante universoSi queremos RENOVARNOS -volver a nuestro primer estado esencial de inocencia y entusiasmo- tenemos que reemplazar lo viejo por lo nuevo; hacer CAMBIOS.

Cuando nuestro cuerpo está lleno de energía vital tenemos fuerza y deseos de renovarnos.

Sobre todo a nivel emocional, es algo instintivo e intuitivo.

Todo aquello que habíamos dejado incompleto nos sentimos ahora con fuerza para finiquitarlo desde el desapego y desde una comprensión mayor -desde la compasión-.

Cerremos los círculos del pasado y comencemos a movernos de forma ascendente y en espiral. ¡Hacia arriba!

Primero hacemos un ejercicio mental para  deshacernos de lo inútil y RENOVARNOS por dentro. Vaciarnos, sanando heridas de envidias, celos, frustración, desencanto, despecho, remordimientos, rabia … ¡tantas cosas! … y que principalmente van dirigidas contra nosotros mismos…

Este proceso de limpieza lleva tiempo pero es gratificante ver y sentir cómo nuestro corazón se va aligerando y poco a poco va entrando en un estado de Alegría natural.

Igualmente nos renovamos a nivel físico; vaciando los armarios de todo lo que ya no nos ponemos desde hace tiempo. Limpiando la cocina de vajilla descascarillada y demás cosas viejas, herrumbrosas. Dejando que entre la Luz en los rincones.

No tengamos miedo a quedarnos sin nada… Ya no vale el guardar  “por si acaso”. No tengamos miedo. Para que entre lo NUEVO tenemos que deshacernos de lo viejo -en todos los sentidos y niveles-.

Consagremos lo nuevo que entra en nuestra vida,  desde la intención y el agradecimiento, porque nos lo merecemos.

 

La Conciencia es nuestro espíritu.

 

ser lucesDespertar la CONCIENCIA es hacerse consciente de sí mismo.  Es reconocerse como espíritu y alma. Es experimentar en sí mismo, la profundidad del Ser como esencia divina.

Cuando ocurre esto, dejamos de sentirnos el centro del mundo, con nuestras exigencias egoístas y comenzamos a fijarnos en los demás como iguales,  con nuevos sentimientos de simpatía y afecto. Comenzamos a  darnos cuenta de que nada es casualidad y comenzamos a ver las señales y oportunidades para nuestro avance.

Tomamos Conciencia poco a poco de nuestro yo:  observamos cómo funciona el ego, la mente, cómo reaccionamos emocionalmente, cómo los pensamientos nos dominan,  todo ello conformando nuestra personalidad,  y nos hacemos conscientes que nuestra infelicidad y angustia es debido principalmente porque estamos cargados de energías (emocionales) tóxicas  negativas  … 

Ahora viene el despertar de la Conciencia … como una Luz que estalla en nuestro cerebro y nos hace ver con claridad:

“Yo no soy mi mente. Tengo una mente a mi servicio… Yo Soy algo más que mi cuerpo físico. …”

El punto de encuentro con nosotros mismos está en el centro del Corazón espiritual  mientras estamos en el proceso de purificación y de des-identificación. Ahora toca deshacerse de todo lo que nos ha condicionado y limitado.

Nos ocupamos de nosotros mismos con responsabilidad y amor para cambiar los viejos programas de creencias y pensamientos rígidos. Comienza a nacer en nosotros la compasión; no juzgamos a los demás ni a nosotros mismos… al menos, ahora somos conscientes y rectificamos, sin castigarnos: estamos en el Camino.

La ansiedad ha sido eliminada. No existen más miedos. Todo eso solo eran fantasmas…

La compasión nos envuelve y diluye instantaneamente cualquier falta y sentimiento de culpa, tan poderosa es su energía.  Nos renueva …  Ahora ya -con nuevos hábitos y nueva actitud- actuamos y fluimos de forma estable. en  armonía, sintonizados con las energías universales del Amor Incondicional.

Desde la confianza absoluta.  Conectados nuestro corazón y mente superior a la Conciencia Suprema. 

Somos Conciencia, porque ese es el mayor atributo de nuestro espíritu.