La figura autoritaria

niña cestita corazonesVengo de una familia en la que no sabíamos comunicarnos. Había miedo a preguntar y ni siquiera se nos pasaba por la mente el pedir ayuda. La figura autoritaria absorbe la libertad del niño. El miedo se vuelve un sentimiento normal que te encierra en ti mismo.

Ante un padre muy autoritario no hay replica, no hay cuestionamiento porque no hay posibilidad de diálogo o de defender posiciones contrarias. La autoestima va desapareciendo.

Así que dejas de pensar; la frustración, el desánimo y la impotencia es callada, muda. Entonces, aparece la resignación o una rebeldía casi suicida.

Llegar a la adolescencia bajo estos condicionamientos, bajo esa armadura, se hace necesario un trabajo arduo para sacudirtela de encima. Primero, para reconocer las limitaciones que están causando. Segundo, para comenzar a pensar y despertar la conciencia de Ser. Tercero, para crear el ánimo, la voluntad y la valentía de seguir adelante con la intención de llegar a descubrir la propia naturaleza y talentos.

Habrá que lamerse las heridas y seguir adelante.

¿Qué aprendizaje puedo sacar de lo vivido?

Mantener una actitud ecuánime no es fácil, precisa de la sabiduría de ser agradecido. Todo tiene una razón de ser y de todo podemos aprender.

Lo importante es no darse por vencido.

El desgaste de la queja

mujer joven namasteTodos, en mayor o menor medida,  tenemos un apartado de ‘QUEJAS’ dentro de nuestro carácter. Es una actitud automática para llamar la atención. Y a veces está tan arraigada que no nos damos cuenta que justamente conseguimos lo contrario: nadie está dispuesto a soportar los lamentos de otros.

Ir de víctima por la vida no tiene ningún beneficio. Resulta ser un desgaste tremendo de energía que, por cansancio mental,  sientes que no avanzas… y no sabes por qué.

Esa confusión que te envuelve y te paraliza, sólo es posible deshacerte de ella, cuando digas bien alto ‘BASTA‘.

Termina con la queja. Sal victorioso del enfrentamiento con tu mente. Termina de sentir lástima por ti mismo. Sé capaz de cambiar tus hábitos.  Termina de utilizar esa imagen de víctima. Agradece tu día a día.

Ahora, sé Observador de ti mismo. Sé Observador del ‘personaje’ que te está condicionando y limitando.

Ahora, siéntate tranquilamente y ve hacia tu interior para encontrarte con tu SER esencial y real que eres. Y abrázalo. Acéptalo. Agradece.

Así cada día. Hasta que consigas amarte enteramente como ser de Luz que eres.

No más quejas. Sé agradecido.

Los Miedos

hombre pelo largoNos referimos al amor como una forma de relacionarse con los demás pero es mucho más que un sentimiento de afecto o de una predisposición a hacer el bien. El Amor -con mayúscula-  es algo intrínseco a nuestra esencia y naturaleza pero que todavía nos falta por descubrir en profundidad.

Idealizamos el amor  y soñamos con conseguir ese estado perfecto de Amor incondicional que nos proporcione gozo, alegría, felicidad y plenitud.

Entonces,  qué nos impide amar y ser amados de forma fluida y enteramente?

El miedo es uno de los mayores obstáculos para que nos sintamos ese estado de Amor de forma estable. En la medida en que existe en nosotros miedos e inseguridades no hay sitio para el Amor.

Los miedos hacen su aparición cuando hay  baja autoestima o timidez. Justamente son los miedos la expresión del desamor y no sólo en su aspecto sentimental sino el Amor como fuerza y como estado de plenitud del ser.

Así que el MIEDO y el AMOR  son los polos opuestos de una misma cosa; de nuestro núcleo central. Si hay miedos hay desamor. Y si no hay amor por uno mismo,  comienzan a infiltrarse en nuestra mente y corazón,  todo tipo de miedos: sentimiento de culpabilidad, rechazo a uno mismo; “no soy suficientemente bueno” y  miedo a ser rechazado por los demás, a no ser querido.

Los miedos dan paso a los celos y a la envidia. Los miedos abren las puertas a la mentira y al engaño, a la manipulación y al control del otro.

Primero tengo que aceptarme y perdonarme a mi mismo. Esto quiere decir que tengo que borrar toda idea negativa que tengo de mi mismo. Voy a dejar de auto-castigarme y sobre-exigirme  y comenzar a amarme, a dedicarme tiempo a mi mismo.

Podemos conseguir deshacernos del miedo insano  y poder así vivir el Amor como algo completamente natural y merecido.No hay nada que justifique el que yo no me escuche y me atienda debidamente, amorosamente.

La emoción de miedo nos crea sufrimientos innecesarios. Si sentimos un miedo excesivo, irracional o sin justificación,  entonces existe un desequilibrio emocional o un trastorno de la energía vital, que debemos prestarle atención y solucionarlo.

Los miedos pueden crear tensión muscular,  ansiedad, nerviosismo, fobias, obsesiones. insomnio, etc. El miedo psicológico por lo que podría ocurrir, crea un sufrimiento sin sentido.

Tenemos que sentirnos capaces de fortalecer nuestra mente. Hay que cambiar de actitud y afrontar la vida de una forma nueva y positiva. Tomar una decisión es mucho mejor que vivir en conflicto continuo. Esto nos hará ganar seguridad en nosotros mismos.

A partir de ahí podré amar a los demás.

 

 

 

 

 

 

 

 

Algo más que esperar

guerrero¿Qué nos espera o qué esperamos? Hagamos nuestros propios planes y nuestra propia fórmula y estrategia de ‘avance’. Si esperamos cambios positivos. Vamos a crearlos.  En primer lugar. Despejemos la mente.
No nos quedemos esperando que llegue un golpe de buena suerte. Pongamos la mente a trabajar a nuestro favor. Como punto de partida tiene que haber un compromiso con nosotros mismos y un objetivo claro y concreto a corto y mediano plazo, real, que no suponga esfuerzos monumentales  ni exigencias descomunales. Debemos conocer y aceptar nuestras limitaciones.
Si hasta ahora nos hemos sentido desbordados por las energías negativas -confundidos-  y hemos estado peleando con la vida, sintiéndonos ir contra corriente, es el momento de hacer un cambio importante en nosotros; limpiando y ajustando hábitos, deshaciéndonos de viejos patrones. Dejando de dialogar y pensar desde la queja.
Es bastante común un sentimiento muy escondido de frustración; como el de estar siempre en el puesto de salida esperando que den la señal y esta señal no llega nunca… son los que están esperando que la oportunidad simplemente aparezca. Están esperando un golpe de suerte, esperando para amar a la persona adecuada, esperando …
Dejar al azar la dicha o el éxito lo susurra una mente sin energía para planear un futuro porque no se valora y no se siente capaz de conseguir nada. El miedo a fracasar paraliza.
Todo esto se acabó pues ya hemos visto que no funciona. Pasemos a la acción:
Primero vamos a aprender un método para fortalecer nuestra Voluntad. Da igual qué.  Desde el cómo nos comprometeremos con una disciplina, y la seguimos: así se fortalece la voluntad.
Segundo: la practicamos diariamente aunque al principio tengamos que pelear e imponernos a la Mente acomodada que se niega al cambio y boicotea nuestra intención de hacer cambios.
Tercero: Estamos creando un nuevo hábito, desde la constancia. Y somos muy conscientes de ello. Está creciendo nuestra autoestima ¡victoria!. Lo estamos consiguiendo y somos muy conscientes de ello. Afianzamos nuestra confianza en nosotros mismos. Se abre ante nosotros el campo de nuevas posibilidades y nos sentimos más seguros de conseguir nuestros propósitos.
Cuarto: Desde esta nueva perspectiva pasamos a un nivel mayor de probabilidades que, ahora sí, vienen hacia nosotros, las atraemos.
Ya estamos en marcha.

¿Cómo sentirse vivo nuevamente?

chakras18Sepamos que la Conciencia debe estar despierta y vibrante. Tengamos presente que los niveles no-físicos de nuestro Ser no tienen limitaciones.
Cuando se pierde el entusiasmo por la vida, cuando la desgana se va posicionando en el corazón, hay que hacer un alto en el camino y reactivar nuestros centros energéticos.
Cuando nuestro cuerpo se mueve por inercia, de forma mecánica, con todo su potencial reducido al mínimo: nuestra actitud es la  de sobrevivir desde la resignación.  
Una mente debilitada a causa de  miles de pensamientos que se mueven  sin propósito ni orden  dentro del cerebro,  hace un cuerpo físico débil. Entonces,  el yo-inferior toma el mando y  actúa de forma déspota, egoísta y arbitraria. Dejaste de ser dueño de tu vida.
Para re-programar y reactivar cuerpo, mente y corazón, tenemos que desbloquear los centros energéticos (chakras) y permitir que la energía fluya por todos nuestros cuerpos y sistemas. Habrá que hacer limpieza de todo lo inútil que los está bloqueando.
La Conciencia nos prepara y guía para vivir en un estado de atención plena. Para ello tenemos primero que fortalecer nuestro cuerpo físico, hacernos responsables de él, hacer ejercicio físico, alimentarle correctamente, darle descanso.
También el cuerpo mental tenemos que desarrollarlo desde la  concentración, disciplina y meditación. Así se pondrá en marcha la fuerza de voluntad, la atención plena y la autoestima.
Cuidaremos del cuerpo emocional para potenciar el control de los impulsos y el desapego. El yoga nos brinda los ejercicios adecuados para liberarnos de todo el cansancio emocional que llevamos encima.
De vez en cuando tenemos que renovar los “armarios” de nuestra mente y corazón. Vaciarlos de todo lo que ya no nos sirve, no queremos, se ha hecho viejo. Lo peor que podemos hacer es ACUMULAR recuerdos sin procesar y cargar con nuestro pasado. Tenemos que vaciarnos.
Si nuestros centros energéticos no están alineados y abiertos, afectará a nuestro estado mental y emocional. El ejercicio de auto-sanación que brinda el Reiki, regula la energía de nuestros centros energéticos creando la armonía que necesitamos para vivir centrados en nuestro ser y conectados con las energías que mueven el Universo.
Que cada día sea el mejor día de tu vida. Si quieres, puedes.

Cuestionarnos para renovarnos

meditacion mandalaCuestionarnos viejos hábitos y patrones que sentimos nos limitan y condicionan nuestra conducta,  nos ayudará a renovarnos en todos los niveles de nuestro ser. Queramos o no queramos -por las buenas o por las malas- somos empujados -o impulsados- a corregir nuestra actitud ante la vida.

Revisar nuestras creencias y hacer una recapitulación de nuestra historia personal no es tarea fácil pero sí necesaria para limpiar nuestro cuerpo mental y emocional.

Podemos comenzar conectando con nuestro corazón y preguntarnos:

¿Cuáles son las experiencias pasadas que todavía condicionan negativamente mi vida?

¿Qué enseñanza  puedo aprender de ellas?

¿Soy capaz de perdonar y perdonarme?

¿Qué miedos están presentes en mi y no se ver o no quiero ver?

¿Cómo deshacerme de los miedos que me dominan?

¿Cuáles son mis principales valores?

¿Dependo  de la opinión y reconocimiento de los demás?

¿Cuáles son las partes débiles de mi personalidad  que debo reforzar ?

¿Cuánto me amo y me acepto?

¿Soy capaz de amar a los demás -incondicionalmente-  o está cerrado mi corazón?

El estado de nuestra mente; capacidad de concentración, voluntad y control de los impulsos, marcan nuestro nivel de vitalidad y autoestima.

Reflexionar sobre nosotros mismos hará que despierte nuestra conciencia y ella nos ayudará a hacer los cambios de  reparación. Desde la meditación y alineamiento de nuestros centros energéticos podemos hacer esta renovación constante.  Dejarnos fluir. Y entenderemos que estamos ligados a un proceso energético universal de transformación que está elevando nuestra condición como seres espirituales de luz…

Resolver Miedos

mujer respiracionA través de la energía de nuestros sentimientos y emociones es como damos forma y materializamos nuestros pensamientos, fortalecemos nuestra identidad, desarrollamos nuestra creatividad y construimos nuestra personalidad.

La calidad de nuestras emociones y sentimientos determina cómo nos expresamos en la vida y cómo nos desenvolvemos en ella. Desde el Amor creamos felicidad y paz  o por el contrario, son los miedos los que dirigen nuestra vida desde la inseguridad y el desamor hacia nosotros mismos.

Todos nacemos con miedos. Se posicionan en la mente inferior y a través de ellos comenzamos a interpretar el mundo y a los que nos rodean. Sin darnos cuenta, esta será la causa de que seamos nosotros mismos los que nos pongamos límites y estrechemos nuestro campo de posibilidades. La mente crea una auto-exigencia desmedida que nos lleva al auto-castigo e insatisfacción y al sentimiento de culpa, entrando así en un círculo vicioso de los que uno -con una mente y fuerza de voluntad débil- no sabe cómo deshacerse de ello.

Existe una emoción que es primordial y de donde parten todas las demás y es el AMOR. El Amor está en el centro de todas las posibles emociones y sentimientos; su  Centro está en el corazón espiritual. Podríamos decir que la Mente inferior se mueve en la periferia, sin conectar con el corazón, originándose así los miedos.

Sólo desarrollando la mente y conectándola con el corazón espiritual conseguiremos salir de esa esclavitud mental que hemos creado inconscientemente y de la que no sabemos zafarnos. Terminamos sin energía; rindiéndonos, resignándonos, …

Los miedos son  energía negativa densa:  crean rabia, frustración, ansiedad y depresión. La energía de estas emociones están dispersas, desequilibradas, sin dirección. Están creando bloqueos que ocasionan confusión y sufrimiento.

¿Cómo resolver los miedos, el estrés, la ansiedad y la angustia? Podemos comenzar a cambiar hábitos desde la introspección, ejercicios de concentración  y la meditación.  Existen técnicas y disciplinas que nos ayudarán a dar esos primeros pasos para salir de una conducta rígida comandada por los miedos y la inseguridad.

Ejercicio de la respiración consciente :  Inspira con la intención de cargarte con la energía de  vida. Pon la atención en las fosas nasales y siente cómo entra el oxígeno en ti y se expande por todo tu cuerpo. Guarda dentro de ti el PRANA. Expulsa el aire viciado.

Sin diálogo interno. Haz siete inspiraciones conscientes y en cada una de ellas, muy lentamente, vacíate de toda tensión y preocupación. Inspira vida y al exhalar devuelve al Universo la energía que no necesitas y que ella arrastre las impurezas fuera de ti.

Este ejercicio hecho cada día fortalecerá tu mente y tu voluntad. Al fortalecer tu voluntad estarás nutriendo tu autoestima. Acrecentando tu autoestima te harás dueño de tu vida y desaparecerán los miedos.