Vivir como hecho extraordinario

rioFluye lo que se adapta y busca la facilidad para seguir su camino.

La vida no es fácil ni llana pero fluye  cuando no añadimos resistencias  y nos conciliamos con nuestras circunstancias y destino.

Fluye la vida cuando no se pierde el buen ánimo y se es agradecido.

La fuerza de la corriente de la vida es el propio entusiasmo por ella como hecho extraordinario. Valorarla sin más; sin exigencias, sin expectativas, sin codicia, es lo que deshace los obstáculos.

Si nos cerramos a que nuestra vida siga su curso entonces comienzan los conflictos a los que añadimos un sufrimiento gratuito, cosecha de nuestra mente.

Desde un corazón sencillo y una mirada pura, vemos que las maravillas de la vida están en la belleza y generosidad del nuevo amanecer y la sabiduría de la Madre Tierra. Tomamos Conciencia de que las cosas son según la pureza de nuestro corazón.

Todos cometemos errores y esa también es una forma de aprendizaje. Pero mantenerse en el error y negarse a reconocerlo, eso no es propio de una mente consciente y dispuesta a allanar su ego.

Es tiempo de retomar el camino y reconstruirnos. Aunque el ser humano en general se ha distanciado de su esencia y ha perdido su humanidad, el sol sigue mandándonos su Luz  cada día para todos, dándonos la oportunidad de rehacer nuestra dignidad y originalidad.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s