La capacidad de maravillarse

La capacidad de maravillarse, lamentablemente, se pierde con la edad. Mientras va quedando atrás la inocencia.

La Inocencia, es una parte de nuestro ser esencial; es nuestro niñx interior.

En la terapia regresiva se trabaja el niño interior. Es importante ir a buscarlo y traerlo con nosotros a nuestro presente.

Significa la recuperación de nuestra capacidad para asombrarnos y maravillarnos, tan necesaria, porque se trata de un estado de Alegría que nace dentro y no tiene nada que ver con lo que nos brindan otros o las cosas del exterior.

El asombro tiene que ver con la fascinación.

Tener capacidad es tener el espacio suficiente y estar apto para la espontaneidad. Podemos trabajar ambas cosas; tener capacidad y hacernos aptos para vivir la maravilla de la inocencia en nuestro presente.

El cuerpo de Luz en ti

Un sabio ve el mundo como una expresión de Conciencia. Nada le afecta y permanece alegre”.

Observa tu yo-personaje todas las veces que te acuerdes. Escúchate. ¿cuántas veces te quejas al día, de forma inconsciente, como un hábito?

Practica en tu día a día la escucha, y obsérvate. Así te será más fácil rectificar las costumbres que te quitan energía o simplemente anulan tu alegría natural.

¡Activa tu cuerpo de Luz! Vacía tu Mente para poder sentir tu Ser.

Mejorando tus hábitos estás activando tu cuerpo de Luz que afecta a tu cuerpo físico, mental, energético y emocional.

Agradece todo lo alcanzado, no te preocupes por lo que te falta por tener.

Sólo somos una proyección del ser angelical que somos … créelo.

Visión negativa y positiva

Esa capacidad que tiene la Mente para saltar diciendo NO y resistirse a lo nuevo, teniendo argumentos para justificar su rigidez y así disimular, esconder y reprimir lo que verdaderamente quiere pero teme mostrar. Y amordaza el deseo, lo que gritaría pidiendo; un abrazo, confesando su miedo y sufrimiento.

Y el cuerpo se tensa contrayendo el quiebro. Y la garganta se cierra hasta doler las lágrimas por dentro. Y uno se asfixia sin aires de afecto.

La visión en positivo.-

La capacidad de la Mente para decir SI PUEDO, sin resistencias, confiando en sí misma, sintiéndose fuerte. Libre el deseo que clama y abraza al cielo confesando que ama y se siente amada.

Y el cuerpo deja fluir su agradecimiento por cada poro de su piel y la garganta se abre hasta florecer por dentro. El aire fresco te traspasa, te hace transparente al traer de vuelta la Alegría y desplegar en ti la visión de un mundo nuevo.

La capacidad de sanación

El poder sanador de la palabra y los pensamientos positivos.- Somos seres vibrantes en transformación continua. Es la resistencia a movernos según nuestra naturaleza, lo que crea sufrimiento. Entendiendo ésto, cesa el conflicto en nosotros y fluimos, permitiéndonos ser quien somos.

El poder sanador de la Intención y la Invocación.- Por el Poder de la intención y la invocación, conectamos con las Fuerzas Superiores del Amor Puro Incondicional. Solicitamos, según nuestras creencias, que se hagan presentes en nosotros la energía del “Yo Soy Amor”, los ángeles, arcángeles, seres de Luz, los maestros espirituales ascendidos y la Madre divina.

El poder sanador de la Respiración consciente y la meditación.- Cuanta más pausada y profunda la respiración más larga es la vida. Debemos evitar que la respiración agitada que nos está indicando hay ansiedad, enfado, estrés, se prolongue sin control. Y podemos controlar estos desórdenes con la respiración consciente; inhalando lentamente con la atención puesta en las fosas nasales o en el corazón, retenemos el aire unos segundos y exhalamos con la intención de soltar los miedos, las preocupaciones … y experimentaremos cómo conseguimos relajar nuestra mente y volver a la normalidad.

Oración: “Invoco mi capacidad para amar y dejarme amar. Hago presente mi habilidad para soñar nuevos sueños que me nutran. Conecto con mi Alma para que renazca en mí la alegría. Invoco a mi Ser de Luz para que fortalezca mis alas”.

Descubro mi Camino. Acepto quien soy.

Momento para actualizarse

Se construye desde la intención y la constancia

Cuando nos damos cuenta de que nuestro cansancio ha traspasado todo límite razonable.

Cuando sentimos que el vacío que sentimos no es justificable.

Cuando nos cuesta sentir alegría y nos pasamos el día quejándonos.

Quizás sea ya el momento de decir BASTA y tomar conciencia de que todavía tenemos mucho por GANAR.

Y paramos por un momento nuestra vida y nos ponemos a pensar y a observarnos.

Ya no queremos seguir escondiendo quien en realidad somos ni falsear nuestra identidad. Ya no más detrás de sueños que no son nuestros o son solo fantasías. Siempre tomando aire prestado sin creer que nos merecemos ser libres para tener nuestro propio espacio…

ACTUALIZARNOS se hace imprescindible para deshacernos de todo lo inútil.

Para ello necesitamos desbloquear emociones y conectar con nuestro corazón espiritual.

Aprender a dejar el pasado en el pasado siendo observadores de nosotros mismos, viviendo en el Presente.

En GRANADA tenemos un Taller diseñado con este objetivo: ACTUALIZARNOS. Sábado 16 de febrero. Reserva tu plaza y pide más información crisgomiz@hotmail.com

Ejercicio para asumir y aceptar.

mujer-tercer-ojo2Prestamos atención a nuestro cuerpo físico, a nuestra mente y a nuestras emociones.  Nos hacemos conscientes de lo que sentimos y cómo nos sentimos.

Lo asumimos y lo aceptamos.

Este acto de asumir y aceptar nos relaja, nos quita tensiones.

Nos abrimos a nuestras sensaciones y emociones.Las observamos de manera neutra.

Este acto consciente de observarnos de forma imparcial nos relaja, nos quita densidad.

Respiramos lenta y profundamente. Cerramos los ojos mientras ensanchamos conscientemente nuestro tórax. Expandimos la luz que emite nuestra alma en nuestro corazón.  (lo visualizamos o imaginamos)

Inhalamos consciencia, presencia y poder. Las sentimos.

Exhalamos,  soltando cansancio mental y físico, hastío, dolor …

Al inhalar le damos la bienvenida a lo nuevo; alegría, esperanza, ilusión …

Al soltar el aire sacamos fuera los miedos …

Llevamos las manos al pecho, damos las gracias.

 

 

El Dolor

hombre payasoEl dolor del alma, el dolor del corazón espiritual, surge para que el Ego finalmente se rinda y reconozca cuál es su papel en esta función. El dolor aparece cuando se rasgan los velos de la ignorancia y la soberbia y nos enfrenta a nosotros mismos.

El dolor nos acerca a nuestra alma. Finalmente nos obliga a rendirnos.  El Dolor nos hace entregarnos a las Fuerzas Superiores, que son reales, y algunos llamamos Dios para entendernos.

Pero al Dolor lo envolvemos en el sufrimiento, que es “pobrecito yo” y así desvía esa Energía, creando el conflicto, quedándose estancada en el cuerpo emocional.

Escúchate cómo sufres: “eso es difícil, no puedo, no sirvo, no tengo edad para eso, total para qué … ¿por qué a mi?, esto no me lo merezco, ”

… es así como creamos el sufrimiento existencial; el descontento con nosotros mismos …
Cuando decidimos terminar con el juego de todo lo falso, entramos en la Verdad. El Dolor nos lleva a la Alegría de la aceptación.

 

Compartir es repartir

ser completo2No es suficiente compartir ideas si no llevan también consigo el alma de quien idea.

A medida que compartimos, lo bueno, hacemos partícipes a los demás  de nuestros tesoros; nuestra alegría, nuestro amor, nuestro ánimo y entusiasmo, nuestro arte, … esto se llama generosidad.

Ser solidario de palabra, no tiene repercusión,  si la generosidad y el amor no brotan del corazón, voluntariamente.

Aunque no lo sepas, la vida se irradia.

Conscientemente o no, estás ya compartiendo continuamente. Una sonrisa o un mal gesto. Un abrazo o un desprecio. Todo lo que repartimos tiene una repercusión, un efecto.

Hagámonos conscientes de ello. Compartamos lo bueno que hay en nosotros y abriremos las puertas a la Abundancia, al Amor y a la Felicidad. Así es como haremos un mundo mejor, una humanidad mejor.

 

 

 

 

 

Desvelar la Paz, Alegría y Felicidad en nosotros.

hombre alto montaña meditandoEl ser humano no puede superarse a sí mismo si no se valora  en su totalidad y si no conoce su razón de ser. Este deseo de superación es impulsado de forma vital y ‘sobrenatural’ por las energías de paz, alegría, amor y felicidad.que surgen del interior, como recuerdo y anhelo de recuperar la nobleza de nuestro ser esencial.

Debemos  diferenciar las emociones y pensamientos que son únicamente  reacciones superficiales a hechos externos -emociones pasajeras- de los sentimientos profundos de paz, alegría y felicidad que brotan del interior, por sí mismos, y se arraigan haciéndonos sentir seres independientes y libres.

Existen  emociones que son manifestaciones  de un estado  nutrido por la Conciencia y que se materializan -sin razón aparente y sin necesidad de ninguna causa externa-   debido a nuestra dedicación e intención de conectar con nuestro espíritu.

Estos estados internos de paz, alegría, amor y felicidad no surgen del campo de las posibilidades, sino que es parte substancial de nuestro ser esencial que hemos desvelado o estamos en proceso de ello.

Nos conformamos con las ‘emociones efímeras externas’ que fluctúan y que provocan sufrimiento cuando se evaporan, cuando podríamos crear una paz estable en nuestro corazón.  Descubriendo que la alegría duradera se transforma en Dicha y la felicidad  sin dependencias en Gozo.

No nos olvidemos de que el espíritu humano tiene la capacidad de trascender las limitaciones del ‘Yo’ en virtud de su consciencia unitiva y de su cualidad de ser libre.

Para conseguir esto necesitamos del discernimiento,  de la meditación y de mantener la atención en nuestro corazón espiritual. Desapegándonos de las cosas de este mundo conquistamos  la unidad absoluta con el Todo.

 

Éxtasis natural

niña y corazonMuchos jóvenes buscan a través de las drogas y del alcohol aturdir la mente buscando experiencias fantásticas que le produzcan “alegría”. y les desinhiban de sus estrechos  esquemas mentales. Su frustración les hace preferir vivir en el letargo, al sentirse invalidados para ser ellos mismos.

Si desde la niñez fuesen enseñados y guiados a desarrollar la mente, a reactivar y centrar las  energías de su cuerpo, su vida tendría una dimensión infinitamente mayor.  Y si fuesen enseñados a conocerse a sí mismos e ir a la Fuente y Esencia de su Ser esencial, sabrían entrar en el éxtasis natural en sí mismos, que es la Alegría.

La Alegría es una energía pura que envuelve a nuestro ser esencial y está ligada al Amor Incondicional. Es el Fuego Sagrado que nos proporciona el entusiasmo necesario para vivir con dignidad nuestra condición humana.

En la espontaneidad hay alegría. En la libertad de SER uno mismo, hay alegría. Y ese júbilo profundo,  brota del Espíritu; ES el mismo  Ser esencial manifestándose. Y seguro lo habréis experimentado alguna vez; esa dicha que está más allá de la razón o causa concreta. Surge con  una explosión de risas, como un surtidor de agua  que precisa salir al exterior..

Desde esta perspectiva,  el ser humano no estaría viviendo la decadencia y degradación que lamentablemente es el resultado de una existencia superficial,  alejada de su potencialidad real. La clave está en enseñar a los niños a conectar cuerpo-mente-corazón y guiarlos a vivir en perfecta armonía con la Naturaleza y el Universo. Somos parte del Todo.