Que cada uno elija

Nuestra disposición para elegir desde el corazón.

No sólo debemos hacernos fuertes en nuestras certezas, para sentir una mayor paz interior. Además, cuando hemos llegado a ese estado de bienestar, lo que deseamos es compartirlo.

Así que, esa fuerza debemos irradiarla, desde la honestidad y la humildad del corazón. Sintiendo de que formamos una unidad, no sólo toda la raza humana sino también todos los seres vivos. Nuestra responsabilidad por el bien común cambia de perspectiva y entendimiento. Se engrandece.

Cuando afirmamos teorías al poco tiempo se diluyen con facilidad. Todo lo que es de oídas se va desfigurando porque no tiene base. Son pensamientos huecos que no calan.

Para transmitir verdades primero hay que experimentarlas y asimilarlas uno mismo. Y cada uno llega a vivenciar una pequeña parte de la única Verdad inmensa que podemos resumir en lo que es el AMOR.

¿Te amas a ti mismo? Para saberlo a ciencia cierta, sin auto-engaños, sólo debes observar en ti en qué medida hay miedos, inseguridad y rabia … y eso es lo que uno se tiene que trabajar en sí mismo y en primer lugar para poder sentirse libre para elejir.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s