Muros de miedo

niño entre muñecosLevantamos muros cuando nos sentimos amenazados. Los muros que levantamos en nuestra mente nos aíslan del exterior; pero también de lo bueno que nos podría enriquecer. Si mantenemos una actitud de mente cerrada nos apartamos de las nuevas ideas y de las nuevas posibilidades.

Podemos desarrollar y fortalecer nuestro Ser. Tenemos la capacidad de percibir y aprender nuevas y mejores maneras de relacionarnos con el mundo exterior y con nuestro mundo interior. Tenemos el poder del discernimiento para elegir y decidir cómo hacer las cosas acorde a nuestra naturaleza.

Es la inseguridad lo que nos incapacita  SER quien somos. Y la inseguridad es debilidad mental y emocional.

Sucede a veces que nuestra mejor voluntad y confianza en nosotros mismos se viene abajo. Que las dudas  comienzan a enturbiar nuestro ánimo y buena disposición.  Y aparecen los miedos. La mente aprovecha para lanzar pensamientos negativos.

¿Cómo recuperar la confianza en nosotros mismos? .- Poniendo orden en la casa de nuestra Alma, aprendiendo a identificar nuestro verdadero Ser; sus carencias y sus talentos.

Purificando nuestros propios pensamientos, emociones e ideas para poder así renovar regularmente los propios valores. “Yo Soy lo que me proponga ser desde mi Ser”.

Hay muchos tipos de MIEDO, comencemos por reconocer el miedo a no ser aprobado y aceptado.  Ese miedo  lleva a la persona a ser excesivamente amable y servicial. Uno deja de ser quien es por complacer a los demás y conceder favores de forma ilimitada. Este miedo se camufla en una apariencia de amor y bondad que termina por anularse y dejarse manipular sin permitirse  ser quien es.

Y este es un ejemplo que padecen hoy en día muchos niños en los colegios. El ACOSO ESCOLAR se produce en niños sin voluntad y sin identidad, incapaces de saber defenderse. Aparte de educar al acosador, el niño acosado debe recibir con urgencia las herramientas necesarias para fortalecer su auto-estima y su autoridad natural.

La INTUICIÓN es la auténtica Voz del Alma. La intuición fomenta la confianza en sí mismo. Desde la Meditación se puede desarrollar la escucha interior y esa conexión con el Alma, necesaria para fortalecer  la identidad de nuestro Ser.

 

 

Frases lapidarias

niño hermosoExisten personas fuera de lo común. Y existen personas -la inmensa mayoría- que son “normales” y desprecian o se burlan de las que son originales y distintas.  La gente común no soporta reconocer  que ellas mismas sacrificaron su identidad y naturaleza y claudicaron ante el sistema de molde único.

El acoso escolar es la reacción de niños que han sido sometidos y esa rabia la proyectan con el que todavía es puro pero se siente frágil y sólo.

Padres y madres, debido a patrones heredados, sin saberlo contribuyen a anular la creatividad y originalidad de los hijos,  debido al sistema educativo de sometimiento.

Pondré un ejemplo que he recogido en mi consultorio en el trato con niños que tienen “problemas” de adaptación en la escuela y no son obedientes en casa.

Una madre me trae a su hijo de 8 años porque “no escucha”, “no sabe de límites”, “tiene problemas en la escuela con los profesores y los demás alumnos”, “se pega a sí mismo” …

Hablando con el niño me confiesa que piensa que no es bueno pero que él quiere hacer las cosas bien pero no lo consigue (siempre le están regañando o llamando la atención). (le desborda que le estén dando órdenes continuamente y se siente confundido).

La madre interrumpe y añade que el niño siempre está pidiendo jugar … (le recuerdo que su hijo tiene 8 años)

Sigo conversando con el niño y le pido me nombre 3 cosas que según él, hace mal. Y me dice “tengo miedo a la oscuridad. Alguna vez pego a los otros niños pero no mucho. Tengo avaricia por las patatas fritas” …

Le pido ahora me diga 3 cosas buenas en él: (se queda callado mucho rato). finalmente me dice que le gusta la naturaleza , estar contento con la familia y querer hacer las cosas bien.

Todos sabemos y hemos vivido en carne propia frases que nos han repetido siendo pequeños y que nos han marcado. Desde “eres tonto”, “no haces una derecha”, “no vas a ser nadie en la vida” … las madres gritando al borde del cansancio físico y mental “me vais a matar de un disgusto” …

¡Se dan tantas situaciones que les confunden! Muchas veces los niños se sienten culpables ante la separación de los padres o ante una enfermedad de la madre ellos toman la responsabilidad, ya desde muy pequeños. Mil situaciones condicionantes.

A los hijos y también a los seres de nuestro alrededor que son más frágiles debemos prestarle  nuestra atención desde el Amor incondicional. Si lo hemos hecho mal hasta ahora, si les hemos fallado, ahora es el momento de reaccionar y corregir nuestra actitud. Los errores se disuelven ante el Amor.

Siempre estamos a tiempo de rectificar y mejorar una relación. Sólo existe el presente.

Debemos respetar la naturaleza de los niños y jamás coartarles ni manipularles; eso es lo peor que se puede hacer. Miremos nuestro interior, estemos atentos a cómo les hablamos y les tratamos.