Resolver Miedos

mujer respiracionA través de la energía de nuestros sentimientos y emociones es como damos forma y materializamos nuestros pensamientos, fortalecemos nuestra identidad, desarrollamos nuestra creatividad y construimos nuestra personalidad.

La calidad de nuestras emociones y sentimientos determina cómo nos expresamos en la vida y cómo nos desenvolvemos en ella. Desde el Amor creamos felicidad y paz  o por el contrario, son los miedos los que dirigen nuestra vida desde la inseguridad y el desamor hacia nosotros mismos.

Todos nacemos con miedos. Se posicionan en la mente inferior y a través de ellos comenzamos a interpretar el mundo y a los que nos rodean. Sin darnos cuenta, esta será la causa de que seamos nosotros mismos los que nos pongamos límites y estrechemos nuestro campo de posibilidades. La mente crea una auto-exigencia desmedida que nos lleva al auto-castigo e insatisfacción y al sentimiento de culpa, entrando así en un círculo vicioso de los que uno -con una mente y fuerza de voluntad débil- no sabe cómo deshacerse de ello.

Existe una emoción que es primordial y de donde parten todas las demás y es el AMOR. El Amor está en el centro de todas las posibles emociones y sentimientos; su  Centro está en el corazón espiritual. Podríamos decir que la Mente inferior se mueve en la periferia, sin conectar con el corazón, originándose así los miedos.

Sólo desarrollando la mente y conectándola con el corazón espiritual conseguiremos salir de esa esclavitud mental que hemos creado inconscientemente y de la que no sabemos zafarnos. Terminamos sin energía; rindiéndonos, resignándonos, …

Los miedos son  energía negativa densa:  crean rabia, frustración, ansiedad y depresión. La energía de estas emociones están dispersas, desequilibradas, sin dirección. Están creando bloqueos que ocasionan confusión y sufrimiento.

¿Cómo resolver los miedos, el estrés, la ansiedad y la angustia? Podemos comenzar a cambiar hábitos desde la introspección, ejercicios de concentración  y la meditación.  Existen técnicas y disciplinas que nos ayudarán a dar esos primeros pasos para salir de una conducta rígida comandada por los miedos y la inseguridad.

Ejercicio de la respiración consciente :  Inspira con la intención de cargarte con la energía de  vida. Pon la atención en las fosas nasales y siente cómo entra el oxígeno en ti y se expande por todo tu cuerpo. Guarda dentro de ti el PRANA. Expulsa el aire viciado.

Sin diálogo interno. Haz siete inspiraciones conscientes y en cada una de ellas, muy lentamente, vacíate de toda tensión y preocupación. Inspira vida y al exhalar devuelve al Universo la energía que no necesitas y que ella arrastre las impurezas fuera de ti.

Este ejercicio hecho cada día fortalecerá tu mente y tu voluntad. Al fortalecer tu voluntad estarás nutriendo tu autoestima. Acrecentando tu autoestima te harás dueño de tu vida y desaparecerán los miedos.

Síntomas de una limpieza espiritual

hombre joven meditandoEstos días me he encontrado con varias personas que han venido a mi con crisis de ansiedad y muy preocupadas por su práctica espiritual que sienten estancada.

Esta es una cuestión que necesita ser explicada para tranquilidad de muchos. Llevo más de cinco años dando el curso de “Entrenamiento para la Nueva Conciencia” que trata fundamentalmente de un proceso de limpieza (purificación) de nuestros diferentes cuerpos: físico, mental, emocional y espiritual. Para después, una vez  hemos experimentado y dominado nuestros diferentes cuerpos y Planos, unificarlos y conectarlos con las energías superiores cósmicas y con las energías de la Madre Tierra.

O sea, limpieza de toxinas acumuladas en nuestro cuerpo físico que nos llevará poco a poco a hacernos más responsables de nuestra alimentación y forma de medicarnos. Entrando en contacto con nuestro cuerpo físico, aprendiendo a escucharle, seremos conscientes plenamente de qué necesita para mantenerlo saludable. Experimentaremos que cada vez nuestros gustos se hacen más sencillos.

En segundo lugar,  limpieza de malos hábitos y control de nuestra mente. Tomaremos conciencia de lo débil y vulnerable que somos. La poca fuerza de voluntad que tenemos. Cómo no podemos manejar los pensamientos y el conflicto que todo ello nos crea.  Trabajaremos la concentración y  trascenderemos  la mente para experimentar Planos superiores en nosotros.

Tercero, la sanación a nivel emocional trae el desapego de dependencias dañinas. Fortaleceremos nuestra auto-estima a partir de reconocer el desamor que tenemos por nosotros mismos. Nos haremos auto-suficientes y amaremos de forma más plena e incondicional.

Cuarto, atención a nuestra Alma y ser esencial. Llegados a este punto, saboreamos la victoria sobre nuestro ego. La recompensa es la paz interior y la aceptación de quienes somos.

Pero, qué ocurre:  Al principio, en este proceso de limpieza van a saltar por los aires recuerdos que nos duelen todavía, miedos que estaban escondidos, aspectos de nosotros que no queríamos ver y nos hace daño reconocer, inseguridades, celos, envidias … nuestro  ego y nuestras miserias  al descubierto. Entonces queremos salir corriendo: huimos. Nuestra mente nos dice que lo dejemos para más adelante. Ahora no es el momento.

Observar el lado oscuro de nuestra personalidad, reconocerlo, enfrentarse a ello  y aceptarlo, es para valientes. Por eso, en las primeras clases se hace hincapié en el compromiso que cada uno debe hacerse consigo mismo para ir hasta el fondo. Hay que coger al toro por los cuernos.

Y no solo he tenido esta experiencia conmigo misma -que llevo 35 años en el camino espiritual-  sino que he sido testigo de todas las personas que han superado los primeros tramos que son los más pedregosos y difíciles, pues los miedos acechan incansables e intentan boicotear la buena intención de hacer cambios y mejoras en la vida.

Hay personas que en ese primer tramo de trabajo de transformación personal, les aparecen síntomas físicos; diarreas, gripe, fiebre, crisis de ansiedad, taquicardia, contracturas, alergias, pesadillas …  son las toxinas saliendo del cuerpo y se manifiesta de diferentes formas. No hay que preocuparse, al contrario, hay que alegrarse pues estamos limpiando.

Como digo, una vez pasado ese primer tramo de limpieza, todo se hace fácil y solo queda dejarse fluir, al estar ya alineados con la Naturaleza y las energías cósmicas.

 

El yo interpreta

mujer fotoPeter JamusTenemos que desahogar el ánimo, relajar la mente y hacernos la vida más fácil. Cuando uno es desconfiado hace una traducción de lo que dice el otro  dándole un sentido personal a lo que escucha  y de ahí nacen los malos entendidos. Respiremos hondo y centrémonos.

Uno dice una cosa con una intención y el otro -desde su desconfianza- lo interpreta creyendo oír un tono de ironía, burla  o rabia. Todos podemos caer en ese error … y por ello tenemos que estar dando explicaciones, esclareciendo lo que en realidad  queríamos decir para que el otro no se moleste o clarificando nuestras ideas o sentimientos  para facilitar una mayor comprensión  y no propiciar enfados …

Cuando  una pareja se tiene que dar muchas explicaciones ahí hay algo que obstaculiza la comunicación; quizás desconfianza, inseguridad, miedos … todo eso es lo que impide que fluya la energía fácil del amor. ¿Y el amor que es? Confianza absoluta. No pensar mal del otro. Dejar la mente a un lado para que el corazón se explaya. Dar lo mejor de uno mismo sin esperar nada a cambio, ser feliz cuando el otro es feliz, …

Si la relación es “densa”, quizás  lleva consigo el peso de un pasado lleno de heridas  emocionales.  Ese peso de inseguridades y miedos solo se disuelve con amor. Desde la paciencia y la comprensión  suavicemos las cosas en lugar de enzarzarnos en una discusión.
Una persona insegura ve fantasmas en todas partes; en el tono de voz del otro, sus gestos, la mirada, todo le parece que esconde una segunda intención.  Cualquier cosa le crea inseguridad.
Tenemos que hacernos la vida fácil unos a otros. Cuando uno no se siente feliz cree que es debido a los demás y a las circunstancias -así nos justificamos- pero la verdad es que no estamos contentos con nosotros mismos, esa es la realidad.
Quizás porque no estamos en el lugar que quisiéramos estar, quizás porque en el fondo no estamos con la persona que quisiéramos estar, o no estamos haciendo el trabajo que soñábamos hacer… en fin, es una cuestión de no querer VER nuestra realidad, no asumir nuestra existencia como es, no atrevernos a hacer cambios, no atrevernos a tomar decisiones …
Pero una vez uno ha hecho un repaso de su vida y acepta lo que tiene o hace reajustes, ya está, para bien o para mal, con sus aciertos y sus errores, uno se siente dueño de su vida. Y eso es lo que da seguridad y contentamiento con uno mismo.

La mente engañosa

meditacion tercer ojoSi la mente te dice que es muy fácil o por el contrario te dice que es muy difícil, de las dos maneras te está engañando. Desconfía. La única forma de saber la Verdad es escuchando al corazón.

Si no hemos desarrollado la mente, en ella sólo hay cientos de pensamientos pululando y bullendo sin orden. Esta mente débil e inmadura, que nos domina de forma arbitraria, es nuestro mayor enemigo; no te permitirá salir de los condicionamientos impuestos.

El estado de cansancio, ansiedad, falta de energía y trastornos del sueño y de alimentación, son causados por una mente débil, acelerada,  y tensa, llena de miedos e inseguridades.

La mente está bloqueada y no funciona con claridad pues nuestras energías están dispersas y nos cuesta concentrarnos en lo que hacemos. Vivimos de forma inconsciente y la mente actúa mecánicamente. Le damos vueltas y vueltas a los pensamientos sin saber encontrar soluciones ni poder decidirnos qué hacer. La vida así es un continuo sobre esfuerzo.

Desarrollar la mente es la clave. Tomando conciencia y profundizando en nosotros mismos a nivel mental y emocional. Hay que fortalecer la Voluntad zafándola de sus garras.

Sufrimos al tener nuestra mente en el pasado. Nos llenamos de ansiedad al tener nuestra mente en el futuro. ¿Para cuándo dejamos el poner nuestra atención en el Presente?

Tenemos una mente a nuestro servicio, no somos la mente. Salgamos del reinado del Ego, trascendamos la mente inferior. Movámonos hacia la conciencia del alma. Seamos felices.

 

Qué atraemos a nuestra vida?

hombre sincronicidadExiste el Mundo de lo Invisible. Muchos místicos y hombres con gran poder mental  -utilizando el sexto sentido- se han adentrado en esa elevada dimensión. Han podido visionar el más allá de este plano físico en el que vivimos y hacer realidad sus sueños.

A través de ejercicios de visualización creativa nos adentramos  en ese campo de posibilidades futuras … e igualmente uno puede trasladarse al pasado para sanar situaciones traumáticas. Pero primero uno tiene que hacer en sí mismo un trabajo de “re-programación”; salir de la mente lineal.

Existe ese  Poder que está más allá de la Lógica. Simplemente hay que conectar con esas energías superiores desde el SENTIR; situándose en el corazón.

Cuando pedimos algo a través de la oración también tenemos que visualizarlo y SENTIRLO como algo  ya realizado (concedido). Para atraer lo que deseamos  también hace falta la CONFIANZA ABSOLUTA … por eso no se hace fácil el conseguir lo que pedimos y pronto desistimos. Somos demasiado impacientes.

No todo el mundo tiene acceso a la Ley de Atracción a pesar de ser algo tan sencillo porque la inmensa mayoría de los humanos viven desde la desconfianza, la duda y la inseguridad en  sí mismos.

En este apartado de cosas que ocurren “milagrosamente” o “mágicamente” en el que el Universo nos concede lo que pedimos no nos ponemos a indagar el cómo, sencillamente creamos un compromiso con nosotros mismos y creamos una confianza absoluta, abriéndonos a que las cosas sucedan … Fluimos, siempre que conectemos desde el agradecimiento y la aceptación …

 

 

 

Los MIEDOS

mujer con velaLo peor que uno puede hacer es planear desde el Miedo. Lo peor que uno puede hacer es tomar decisiones desde el Miedo y dejarse envolver y llevar por los temores. Porque la visión que uno tiene de los demás  y de las situaciones, cuando la mente está llena de miedos,  es errónea y es distorsionada.

Si tengo miedo a perder terminaré perdiendo porque yo mismo inconscientemente estaré asfixiando con mis miedos la situación, la relación, mis deseos  …

El miedo hace que me resista a aceptar nuevas posibilidades.

El miedo hace que me resigne no creyéndome capaz de crear nuevas oportunidades.

El miedo hace que me evada, huya, que no quiera ver … en lugar de responsabilizarme por mis acciones.

El miedo hace que sufra por cosas que solamente están en mi imaginación en lugar de valorar mi presente.

El miedo hace que sea desconfiado y no me entregue al cien por cien, en nada.

El miedo siempre vaticina que perderé … cuando yo quisiera, en el fondo de mi ser,  apostar por ganar …

¿Cómo superar  la inseguridad y los miedos?

Debo aprender a escuchar y escucharme. Cuanto más  receptivo soy frente a otras personas, más aumenta mi capacidad de seguridad en mi mismo.  Si hay sintonía no hay resistencia. Tomar consciencia de que a cada paso que damos en nuestra vida estamos refinando nuestro ser. Tenemos que vivir la vida permitiéndonos vivirla  sin culpa ni juicio. Siendo responsables de nuestros pensamientos y acciones.

Ya desde el mismo momento en que uno se despierta por la mañana, debe abrir los ojos con sentimiento de gratitud y con el ánimo de tener un buen día. Estando atentos a dar lo mejor de uno mismo en cada momento. Este acto consciente será en sí mismo el que alimentará y fortalecerá nuestro ser.

Tenemos la libertad de elegir entre vivir desde el Miedo o vivir desde el Amor. Cuando nos amamos a nosotros mismos, amamos a los demás. Y sólo así desaparecen todos los Miedos.

 

 

Vaciar y llenar espacios

mujer tocando violinEl desengaño o sentimiento de fracaso  nos puede llevar a la depresión si nuestra mente es débil y  dependiente. Si nos abandonamos a la tristeza, y nos recreamos en ella, alimentándola desde el victimismo “¡ay, que desgraciado soy!”,estaremos llenando un espacio vital, negándonos a nosotros mismos que llegue algo mejor a nuestras vidas.

Perder el entusiasmo por la vida, -adentrarnos en la inseguridad- hace que las emociones negativas nos hagan caer en el  profundo pozo de la cerrazón, obstaculizando nuestra capacidad para ver la Verdad.

Vamos a cambiar la visión y a poner Luz en nuestro alrededor. Para los que se han ido de nuestras vidas, en lugar de ver el vacío que han dejado, vamos a habilitar  con alegría  los nuevos espacios …

Vamos a pararnos para ver qué llevamos en nuestra mochila de la vida. Deshaciéndonos  de las  cosas que no nos pertenecen,  de las cosas que ya nos resultan inútiles e innecesarias. Vamos a descargarnos de los sentimientos de culpa que ocupan tanto espacio…

Es en el vacío y la sencillez donde se produce la música y el Amor. Siempre que estemos en resonancia con el Universo, él nos facilitará el Camino.