Manejo de las Energías

ser completo1No descuidemos nuestra Alma y su anhelo de volar alto y libre.

La inmensa mayoría de los seres humanos viven de forma inconsciente; no sienten ni experimentan su capacidad de manejar, activar y acrecentar sus propias energías, la energía vital que nos mantiene vivos,  las energías sutiles de la Naturaleza y las que mantienen vivo y en constante movimiento el Universo …

SOMOS ENERGÍA pero lo ignoramos. Nuestro ESPÍRITU es inmortal pero no somos conscientes de ello.  Nuestro SER ESENCIAL es eterno pero nuestra Conciencia se mueve a nivel de materia exclusivamente.

Las personas que se han adentrado en el mundo de las Energías Superiores y han aprendido y desarrollado cómo utilizarlas: un maestro yogui, el maestro en Reiki, un chamán o un «brujo»,  tienen además la habilidad de transmitir y acrecentar esa Energía, siempre con fines benéficos y sanadores, como Canales de la Energía Pura Universal, que es la del AMOR INCONDICIONAL.

Estoy hablando de personas a las que se les ha otorgado este Poder o Don para transmitirlo, para guiar y aumentar la Conciencia de los buscadores espirituales o bien como sanadores. Estas personas están al servicio y bajo las directrices de la divinidad.

Todas las personas que se desarrollan a sí mismas de forma completa, que han purificado su mente y corazón, que han conectado con su Yo Superior (su cuerpo espiritual) y expandido su Conciencia, son guiados por su CONOCIMIENTO INTUITIVO que está ligado a su Alma y Espíritu, además de a la Conciencia Superior.

Y todos los seres humanos tienen ese potencial en mayor o menor grado. Estamos aquí para acrecentar nuestro nivel de Conciencia. No nos acomodemos en la pereza mental, porque sólo estaremos retrasando nuestro propósito de vida.

No nos conformemos con vagar sin rumbo por la vida, «como hoja a merced del viento»

No descuidemos nuestra Alma y su anhelo de volar alto y libre.

REIKI y los chakras.

Los Chakras son los encargados de almacenar, transformar, distribuir y ajustar la Energía Vital del organismo. Actúan como puertas de entrada del Prana que es la energía más refinada.

Existen energías tóxicas que enferman los órganos: vergüenza, humillación, resignación, envidia, cólera, frustración, miedos, desamor, falta de autoestima, sensación de vacío o abandono, amargura, victimismo, pesimismo, soledad, estrés, ansiedad, impotencia, inseguridad… y éstas envenenan nuestro organismo.
Podemos comprender y beneficiarnos del funcionamiento de los Chakras a través de la iniciación y práctica de REIKI. Experimentamos entonces que SOMOS ENERGÍA. Tomamos las riendas de nuestra salud física, mental y emocional.
Los Chakras absorben la Energía, la procesan y la asimilan, sintonizándola a la frecuencia vibratoria de nuestro Ser. Esto nos ayuda a expandir nuestra Conciencia.
No hay teoría. REIKI nos lleva directamente a descubrir nuestra naturaleza y nos acerca a lo primordial de la vida en todos sus niveles.
Cada uno de los siete principales chakras en nuestro cuerpo rige el funcionamiento de una glándula endocrina:
CHAKRA RAÍZ.- Ubicado en el Perineo. Rige las glándulas suprarrenales.
CHAKRA SACRO.- Debajo del ombligo. Rige el funcionamiento de nuestros órganos sexuales.
CHAKRA PLEXO SOLAR.- Ubicado en el plexo solar. Rige el funcionamiento del sistema digestivo y del páncreas.
CHAKRA CORAZÓN.- En el centro del pecho. Rige el funcionamiento de la glándula Timo (sistema inmune).
CHAKRA GARGANTA.- Ubicado en la garganta. Rige la glándula Tiroides.
CHAKRA TERCER OJO.- Ubicado en el entrecejo. Rige el funcionamiento de las glándulas Hipófisis e Hipotálamo.
CHAKRA CORONA.-  Ubicado en la coronilla. Rige el funcionamiento de la glándula Pineal.
Los Chakras nos aportan además información sobre nuestra salud. El exceso o deficiencia de energía, el estar bloqueado alguno de ellos, todo ello supone finalmente una enfermedad física.
REIKI equilibra y alinea la energía vital,   permitiendo fluya libremente, reactivándola y devolviendo el equilibrio físico, mental y emocional al Ser.